VILLARREAL

Bruno: 3 años en 'confinamiento'

Bruno ha visto 138 partidos del Villarreal desde la grada o desde el salón de casa. Un calvario de tres años que parece entrar en su recta final.

Bruno, en un entrene del Villarreal.
ANGEL SANCHEZ DIARIO AS

Hace unos días, el hermano mayor de Bruno Soriano explicaba en AS, que estos años han sido “un infierno para todos”, pero sobre todo ha sido una pesadilla para el jugador. Tanto es así, que reconocía que la familia yahabía decidido “no hablar del fútbol o de la situación”.

Tres años viendo como un loco apasionado del fútbol, pero sobre todo “un loco de jugar al fútbol”, no podía hacerlo. Con ello, Bruno ha visto 138 partidos del Villarreal desde la grada o desde el salón de casa. Un calvario de tres años que parece entrar en su recta final.

Calvario de la lesión

En un principio lo de Bruno era para poco tiempo, solo para “unos tres meses y fuera”, o al menos eso decía él y el cuerpo médico. Estuvo jugando la temporada 16-17 con algunos problemas, con un dolor en la rodilla,que no era incapacitante pero que estaba ahí.

Bruno aguantó, aunque la recta final fue dura, pero aguantó hasta el último día. Jugó en Mestalla en la victoria que cerraba la liga, un partido que certificó la clasificación del equipo para Europa. Pero ya jugó mal, ya las molestias eran complicadas de soportar, por lo que jugó infiltrado.

Como llegaba el verano y las vacaciones, se pensó que el descanso haría desaparecer las molestias, por lo que Bruno se marchó a casa. Ese descanso vino bien, pero al regreso a los entrenamientos, regresó el dolor.

Bruno dijo basta, ya que no se podía seguir así, lo que obligó a buscar una solución. A finales del mes de julio de ese 2017, el club anuncia que había pasado por el quirófano y se le había extirpado “el osteofito en tuberosidadanterior tibial”. Una operación que debía hacer desaparecer el dolor, para en tres meses más o menos, poder volver a jugar.

Esos tres meses se han convertido en tres años, a la espera de que esta vez sea la definitiva. Tras dos operaciones, se operó en junio del tendón rotuliano, el capitán ya trabaja con el equipo desde hace unas semanas,y lo hace pensando en volver.

Cabe destacar que lo ha intentado otras veces, en las que incluso llegó a trabajar con el grupo a buen ritmo, pero siempre se quedaban en nada. Bruno seguía con el dolor en la tibia, un dolor cerca de la rodilla, quecada vez que regresaba le hacía caer de nuevo. Varios médicos, varios tratamientos y, mucho esfuerzo, es lo que ha llevado a cabo el jugador con la idea de regresar.

Así lo han visto sus compañeros

Un trabajo que sus compañeros han visto cada día, como explicaba Sergio Asenjo, apuntando que “los que hemos estado tiempo parados sabemos lo duro que es, por eso ves a Bruno y te das cuenta de lo que está haciendo yde lo que ha pasado”.

Mientras que el técnico Javier Calleja admitía que “tras tanto tiempo ya es un deseo de todos, es algo que hemos vivido de cerca, y que te hace sufrir con él”.

Curiosamente, el fútbol le puso a Bruno un espejo delante al devolverle a su amigo Cazorla otra vez al equipo. Los dos de la misma quinta, y los dos en una situación parecida. Cazorla regresaba al fútbol tras más de 600 días fuera, casi dos años lesionado y estando casi desahuciado. Cazorla regresó y al hacerlo mandó un mensaje a Bruno, asegurando que “quiero volver a jugar con él en el campo y espero que así sea”.

Quinta del 84

Bruno tiene ya 35 años, lo que supone ya una edad en la que no es fácil recuperarse y competir a más alto nivel. Es del año 84, una quinta que ha dado jugadores como Fernando Torres, Iniesta, Cazorla, Mascherano, Schweinsteiger,Chiellini, Robben, Robihno o, Tevez entre otros.

La mayoría ya han dejado el fútbol y están retirados, manteniéndose el mismo Cazorla en el Villarreal, Iniesta en Japón, Chiellini en Italia (Juve), Mascherano y Tevez en Argentina (Estudiantes y Boca) o Robinhoen Turquía (Istambul Basksehir), son de los pocos que quedan en activo.

Ya en el campo el capitán amarillo ha coincidido con Senna, Pires, Cazorla, Rossi, Capdevila, Godín, Cani, Riquelme, Josico, Nihat, Edmilson, Gonzalo Rodríguez, Llorente, Ibagaza, Borja Valero, Nilmar…

Mientras que desde que no está en el equipo, han ocupado su posición el joven Rodrigo Hernández, N´Diaye, Javi Fuego, Ruben Semedo, Santi Cáseres, Anguissa o Morlanes, que han ido jugando en esa posición en alguno delos partidos. El club apostó por la llegada de Santi Cáseres al equipo o Iborra, siendo ambos los fichajes específicos para esa posición de estos últimos tres años.

Números de su carrera

Bruno dejó de jugar tras haberlo hecho durante diez temporadas de forma casi consecutiva, con una media de unos 40 partidos por temporada. Lo que arroja unos números que le hacen ser el jugador con más partidos oficialesde la historia del club.

Así suma a día de hoy un total de 418 partidos, que se reparten en: 281 partidos en primera, 55 Europa League, 36 Segunda División, 29 Copa del Rey, 16 Liga de Campeones, 10 de Selección y uno de Copa Intertoto.

Bruno fue capaz de superar a Marcos Senna, su referente, su amigo y el jugador que tenía todos estos registros. El capitán superó al medio hispano brasileño en abril de 2016, en un momento especial para ambos.

Senna aseguraba que “Bruno es como si fuera mi hermano pequeño, ha sido un placer jugar con él y disfrutar de su calidad, ya que es de los mejores jugadores con los que he jugado”. A lo que añadía que “es un placer que sea él el que mejore mis registros, es un jugadorde la casa y merece algo así”, reconocía hace poco.

Su debut llegó de la mano de Manuel Pellegrini en Mallorca, entrando en la segunda parte del partido por Tachinardi. Ese debut fue el 1 de octubre de 2016, en el partido contra el Mallorca de la jornada , entrando enel minuto 64 de partido. Tras unas temporadas en las que le costó tener minutos, llegó la temporada 09-10 en la que ya empezó a ser un fijo.

Ha jugado bajo la batuta de Manuel Pellegrini, Ernesto Valverde, Juan Carlos Garrido, Julio Velázquez, Marcelino, Escribá, Calleja y Luis García.

Renovación y ascenso

Uno de los momentos más importantes para Bruno fue el descenso y la decisión de seguir de amarillo, tras tener ofertas para dejar el club. Es más, el Valencia pujó fuerte por sus servicios, lo que generó cierta duda,hasta que Fernando Roig anunció su continuidad y un contrato hasta 2020.