MÁLAGA | LUIS HERNÁNDEZ

"Hay que aprovechar cada minuto de entrenamiento"

Luis Hernández destaca la importancia que tendrán estas semanas de trabajo antes de regresar a la competición. "Hay que estar preparados para competir desde el primer día".

"Hay que aprovechar cada minuto de entrenamiento"
MARIANO POZO DIARIO AS

Luis Hernández habló del regreso de los entrenamientos en los medios oficiales del club. El central destaca la importancia de aprovechar este periodo para llegar en plenitud de condiciones al reinicio de la competición. “Vivimos en una rutina de una exigencia diaria muy alta, y por mucho que queramos mantener el nivel en casa, no tiene nada que ver. Tenemos un mes por delante para preparar y estar lo mejor posible para la competición, y tenemos que aprovechar cada día y cada minuto de entrenamiento para sacarle el mayor partido posible. Y estar preparados para competir desde el primer día”, afirmó.

El colchón sobre el descenso es de sólo tres puntos y el vestuario no pierde de vista el playoff de ascenso, a ocho puntos. De ahí la importancia de mantener en lo más alto el nivel de exigencia diario: “Estas primeras semanas, para todos, van a ser fundamentales porque van a marcar mucho el nivel físico con el que va a llegar el equipo al primer partido. Faltando once partidos es importantísimo que cada uno de nosotros nos autoexijamos al máximo, de manera individual, que es lo que nos toca, y que únicamente lleguemos con el objetivo de preparar ese primer partido y llegar de la mejora manera tanto física como mental”.

“Tenemos un mes por delante para preparar y estar lo mejor posible para la competición, y tenemos que aprovechar cada día y cada minuto de entrenamiento para sacarle el mayor partido posible. Y estar preparados para competir desde el primer día”, argumenta Luis Hernández.

Sobre la vuelta a los entrenamientos y el protocolo establecido por LaLiga, el madrileño asume la situación con naturalidad: “Ahora mismo estas son las reglas y normas que hay para todos, y por el bien de todos debemos llevarlas a cabo de la mejor manera posible. Primero, por la seguridad nuestra y la de nuestros familiares; y, luego, para que se solucione todo este problema a nivel nacional. Tenemos que ser conscientes de la realidad que estamos viviendo, y que estas medidas que se están tomando son necesarias para la vuelta al fútbol. Teníamos muchas ganas de volver a entrenar, aunque sea con las medidas de seguridad que estamos llevando a cabo. Contento de poder ver a mis compañeros, a todo el cuerpo técnico y poder entrenarnos en las instalaciones del club”.

Munir: “Se ha hecho muy duro”

En la misma línea se expresó Munir, que confiesa haber echado “bastante de menos” su trabajo de portería. “Nuestro trabajo es más específico, es más de campo y se ha hecho muy duro, y más a mí que me gusta mucho mi trabajo”.

El internacional por Marruecos se muestra optimista y confiado con lo que vendrá en las próximas semanas: “Yo soy muy positivo, estoy muy ilusionado y con muchas ganas de volver. El empezar a entrenar es una bocanada de aire para todos y a mí me ilusiona mucho. Ojalá podamos competir lo antes posible y volver a pisar La Rosaleda. Dar el máximo para quedar lo mejor posible en la Liga”.

Munir no está teniendo problemas para compatibilizar el regreso a los entrenamientos con el Ramadán. El cuerpo técnico liderado por Sergio Pellicer también está siendo importante en este sentido: “El cuerpo técnico está haciendo un esfuerzo para facilitarnos todo y a mí, que estoy haciendo Ramadán, me están poniendo los entrenamientos por la tarde y eso facilita hacer el ayuno. Estoy muy agradecido por ello y voy a devolverles todo ese esfuerzo en el campo y a dar el máximo”.

Kellyan: “Volver al césped es una alegría”

El canterano Kellyan ha atendido a los medios oficiales del club en este arranque de semana en La Rosaleda. El meta no ha ocultado su satisfacción por volver a ejercitarse sobre el terreno de juego y dejar a un lado los entrenamientos en casa: “Es una alegría estar estos días entrenando. Poder disfrutar del césped, oler el campo es una alegría. Al final, sólo interactuamos con el entrenador de porteros, con Dani, y con eso estoy más que satisfecho. Volver a los terrenos de juego es una alegría”.

El regreso a la competición está cada vez más cerca. “Cada vez nos ponen más facilidades. Los protocolos están bien hechos para que esto cada vez esté más cerca y cuando pasas de estar en casa entrenando a volver al campo y coger sensaciones cada vez lo ves más cerca y cada vez tengo más ganas de volver. Además, es una alegría inmensa poder ver a los compañeros después de tanto tiempo, no verlos a través de una cámara que es algo muy frío. Me puedo cruzar con Munir, Gonzalo o Dani (preparador de porteros) y ya verles es algo feliz para mí porque puedes interactuar con ellos aunque sea guardando la distancia de seguridad”.

A pesar de permanecer casi dos meses confinados y teniendo que ejercitarse en su domicilio, Kellyan asegura haber llevado bien todo este proceso: “Tengo la suerte de tener terraza, eso es un privilegio. Me ha venido muy bien estar al sol entrenando. También nos facilitaron materiales, con los cuales yo al principio no contaba con ellos, y la verdad que todo ha sido muy ameno”.

Su año, a nivel individual, ha sido satisfactorio. Jugador de pleno derecho de la primera plantilla aun con dorsal del filial y debut en Segunda en partido oficial. “Ha sido una temporada con muchas emociones distintas, empezando por el debut en Segunda División, que para mí fue un sueño”, confiesa.