MALLORCA

Cucho: "De esto aprenderemos a ser mejores personas"

"Si la incertidumbre llega a nosotros, hay que pensar en la gente que lo está pasando peor que nosotros".

Cucho: "De esto aprenderemos a ser mejores personas"

El delantero colombiano Juan Camilo Hernández, conocido como 'el Cucho', lleva un confinamiento plácido y tranquilo. Arropado por su familia y entrenando en casa. El 'cafetero' asegura que lo lleva bien porque "nosotros no nos podemos quejar, contamos con muchas herramientas para poder hacer nuestro trabajo, entrenar y cuidarnos, hasta ahora todo ha ido muy bien aunque esperamos que no dure mucho más tiempo esta situación, pero si hay que seguir con esta dinámica, pues lo haremos de la mejor manera".

El 'Cucho' acaba de cumplir los 21 años y asegura que "me dicen que el segundo piso (los veinte) se va muy rápido, de los veinte a los treinta, y trato de disfrutarlo de la mejor manera y lo celebramos muy bien con mis padres y mi novia que me dieron una sorpresa, me cantaron el cumpleaños feliz y casi no me hicieron notar la situación que estamos viviendo, les estoy muy agradecido por ello".

En este sentido, el colombiano asegura que "todo es mucho mejor cuando estás acompañado, todo se lleva mejor, si hubiese estado solo se me hubiese complicado muchísimo, y cuando nos agobiamos pensamos en las personas que lo están pasando mal y tienen que salir a arreglar su vida, salir a trabajar como si no estuviese pasando nada y eso nos impulsa a estar bien, a estar con una sonrisa, y eso es importante".

Si algo tiene claro el delantero bermellón es que "de esta situación todos aprenderemos a ser mejores personas, a valorar el día a día y a vivir cada día al máximo, estar con una sonrisa y después de esto tenemos que ser mejores, aprender y sacar siempre lo positivo, lo haré yo y espero que lo haga todo el mundo".

Sobre su llegada al Mallorca el pasado verano aunque no pudo incorporarse al equipo hasta noviembre debido a una lesión, El Cucho afirma que "cómo iba yo a imaginar que iba a estar aquí en esta bonita isla, en este equipo tan histórico, porque desde que tengo uso de razón siempre he oído hablar del Mallorca en Sudamérica (etapa de dieciséis años en Primera y jugando en Europa con muchos jugadores de su continente durante su juventud), y la verdad es que estoy muy contento aquí, el cariño de la gente en estos meses que llevo en el club es enorme y estoy muy agradecido con ello y seguiré dando lo mejor de mí cada vez que me toque, y espero que cuando acabe todo esto pueda volver a darle alegrías a la gente".

Es curioso como antes de este aislamiento, el jugador colombiano ya tuvo su 'aislamiento' personal cuando debía hacer la rehabilitación de su lesión de rodilla: "Pero no pienso mucho en eso, no es comparable la lesión a esta situación, la lesión la pasé mucho peor porque no podía hacer lo que más me gusta por una situación médica, ahora no solo me afecta a mí sino a todo el mundo y no tengo por qué quejarme por eso, debo agradecer que tengo salud, que terminé bien los últimos partidos sin molestias ni lesiones y con tal de estar bien no se necesita nada más. Estoy contento por los últimos partidos y los goles, pero obviamente tengo mucho más por dar".

Sobre el trabajo por videollamada, Hernández asegura que "esta fórmula de entrenamiento ha sido lo mejor que ha podido hacer el club con el cuerpo técnico, interesarse por nuestro estado físico y por nuestra alimentación es muy profesional y yo creo que el club en este tema, como en todos, se ha portado a primer nivel, de club TOP, y hay que estar agradecidos y disfrutar de los entrenamientos sintiendo a los compañeros porque entrenarse solo es diferente, no te motivas igual que cuando ves a tus compañeros, hay que seguir en esta dinámica que seguramente cuando todo vuelva estaremos 'menos peor' de lo que podría estar otro equipo".

Sobre el capítulo de la alimentación, el Cucho echa de menos la comida de su país: "los platos típicos de Colombia son muy potentes y ahora no me conviene darme esos lujos porque por mucho que le dé vueltas a la casa corriendo, no es igual que si voy una mañana a entrenar, tengo que controlar mucho eso".

Preguntado por su familia en su país, el mallorquinista afirma que "la situación va en aumento aunque no como aquí, han actuado rápido y mi familia está muy bien, todos con salud y cuidándose, estamos muy pendientes de ellos".

Sobre la vuelta a la actividad, el Cucho dice que "lo primordial y más importante es la vida, la salud, y el fútbol pasa a un segundo plano, y si la intención de LaLiga es volver y terminar la competición, que sea con todas las medidas extremas de seguridad, que nosotros sepamos que vamos a estar seguros y que al volver a casa no tengamos el miedo de contagiar a alguien de la familia y seguramente como yo piensan muchísimos, y si no es así, lo primero es la salud y de ahí no me voy a mover yo y no se van a mover los compañeros".

Socialmente el jugador colombiano tiene muy claro que "no solo el fútbol, todo va a cambiar, la gente será más precavida, con miedo, pero es lo normal".

Al margen del fútbol como tal, Hernández echa de menos "ver a los compañeros porque un vestuario son muchas cosas y digamos que lo que estamos pasando son como unas vacaciones activas".

Finalmente, preguntado por la incertidumbre que ha creado esta situación, el futbolista colombiano asegura que "si la incertidumbre nos llega a nosotros que gracias a nuestra profesión vivimos bien, tenemos nuestra comida para nuestra casa y vivimos sin ningún tipo de problema, imagínate la ansiedad que le llega a esas personas que no pueden contar con lo que nosotros contamos, hay que pensar en la gente que lo está pasando mucho peor que nosotros", y su mensaje es claro y conciso: "tranquilidad y cuidarse, y mucho ánimo".