CÁDIZ

El día que el Cádiz, en 2ªB, eliminó al Real Madrid en el Carranza

El club cadista recuerda el Cádiz – Real Madrid del XL Trofeo Carranza. El encuentro finalizó con la hazaña del conjunto cadista en la tanda de penaltis.

El día que el Cádiz, en 2ªB, eliminó al Real Madrid en el Carranza
Cádiz CF

El Cádiz está ofreciendo a través de los canales oficiales diferentes partidos que han marcado momentos importantes para el club con el objetivo de entretener a los cadistas durante la cuarentena ocasionada por la crisis sanitaria. Ayer emitieron un encuentro del Trofeo Carranza Cádiz – Real Madrid, que terminó con sorpresa para los amarillos.

Año 1994. XL Trofeo Carranza. Los cuatro equipos que participaron en esa edición fueron el Cádiz como anfitrión, el Sevilla, el Real Madrid y el Nápoles. El conjunto madridista confirmó su presencia en el torneo de verano tan solo diez días antes. Además, los blancos llegaron a un acuerdo para evitar en la primera semifinal al conjunto sevillista, ya que se enfrentarían a ellos el 4 de septiembre en la primera jornada de la temporada 1994-95, así que esto hizo que el primer partido del Trofeo Carranza fuera un Cádiz – Real Madrid el 26 agosto de 1994.

El conjunto madridista, con Jorge Valdano a las órdenes, partía como favorito para proclamarse campeón y llevarse el voluminoso trofeo a la capital, pero las cosas se complicaron. Su primer rival, el Cádiz de Cacho Heredia, llegaba recién descendido a Segunda B. Los amarillos sufrieron una caída en picado, después de 8 temporadas en Primera División, el equipo descendió en la temporada 1992-93 a Segunda, y en la campaña siguiente, en la 1993-94 bajaron a Segunda B, donde pasaron las siguientes 9 temporadas, hasta la 2002-03, cuando el Cádiz de José González conquistó nuevamente la Segunda División.

En medio de ese caos en el que el mote del Submarino Amarillo cobraba fuerza, el Cádiz recibió al Real Madrid, pero los cadistas tiraron de coraje y demostraron que el Carranza siempre es complicado para el rival.

El Cádiz salió con la siguiente formación: 1. Férez, 2. Méndez, 3. Mateo, 4. Raúl, 5. Feliciano, 6. Zapatera, 7. Galisteo, 8. Quini, 9. Rafa Bono, 10. Asier Garitano, 11. José Manuel Ortiz.

En el banquillo: 12. Fali Montes, 13. Luina, 14. Pino, 15. Javi, 16. Ramón, 17. Aragón y 18. Vega.

Por su parte, el Real Madrid apostó por el siguiente once: 1. Buyo, 2. Chendo, 3. Luis Enrique, 4. Nando, 5. Hierro, 6. Sanchís, 7. Alfonso, 8. Míchel, 9. Zamorano, 10. Laudrup y 11. Martín Vázquez.

En el banquillo: 12. Quique Flores, 13. Cañizares, 14. Lasa, 15. Milla, 16. Sandro, 17. Amavisca, 18. Butragueño y 19. Dubovsky.

El Cádiz arrancó con las ideas claras, adelantarse en el marcador para complicar el partido al Madrid y así lo hizo. En el minuto 4 apareció Rafa Bono para rematar de cabeza un centro de José Manuel Ortiz y anotar así el primer tanto del encuentro. A partir de ahí, el conjunto madridista protagonizó peligrosos acercamientos al área rival, pero los disparos de Zamorano y Martín Vázquez y los centros de Alonso y Míchel fueron repelidos por la defensa y por un impecable Férez en portería.

Entre el asedio madridista, los amarillos aprovecharon algún tiro de falta para avisar a los blancos de que seguían dispuestos a pelear por aumentar las distancias. A pesar de las insistencias del Madrid, el partido llegó al final de la primera parte con el 1-0 a favor del Cádiz.

La segunda parte comenzó sin cambios, con la misma apuesta por parte de Heredia y Valdano. Pronto igualaría el encuentro el conjunto madridista. Galisteo cometió falta sobre Martín Vázquez y Míchel empató el partido desde el punto de penalti en el minuto 49. Poco tiempo les duró la igualada, ya que dos minutos después, Ortiz se hizo con el balón en el borde del área y, sin pensarlo, chutó y envió el balón a la escuadra de la portería defendida por Buyo, que poco pudo hacer. Así subió el 2-1 en el marcador.

Los intentos de ambos conjuntos de poco sirvieron, el Cádiz notaba ya el cansancio debido a la alta exigencia en defensa, y el Madrid se desesperaba viendo como sus ataques no culminaban. A pesar de ello, los blancos aprovecharon los minutos finales. En el 86 subió el empate a dos tras una jugada de Laudrup, que dejó el balón a Míchel dentro del área para cruzarlo y dejar a Férez en el suelo.

El partido llegó al final con el 2-2 que dio inicio a la tanda de penaltis e hizo soñar a todos los cadistas que permanecían atentos y nerviosos desde las gradas del Carranza, y que no pararon de animar a los suyos.

La tanda de penaltis tuvo nombre propio: Ángel Férez. El portero del Cádiz paró dos de los cinco disparos, el primero, de Hierro y el último, de Martín Vázquez. Esto hizo que los amarillos llegasen a la final del Trofeo Carranza.

Finalmente el Cádiz de Cacho Heredia completó la hazaña y se proclamó campeón del XL Trofeo Carranza tras vencer en la final al Sevilla de Luis Aragonés en la tanda de penaltis, tal y como pasó en la semifinal contra los madridistas. El Real Madrid se tuvo que conformar con el tercer puesto tras vencer al Nápoles por un abultado resultado, 4-1.

Esa temporada, la 1994-95, terminó siendo importante en la historia blanca, ya que fueron campeones de Liga con Jorge Valdano en el banquillo y vieron debutar al que años después se convertiría en toda una leyenda madridista, Raúl González Blanco.