SELECCIÓN ESPAÑOLA

De la Fuente: "Es justo que los Juegos sean Sub-24"

El seleccionador olímpico atendió a AS. Mantiene la misma idea sobre las tres excepciones de mayores de 24 años: "La idea es mantener el grupo...".

Luis de la Fuente, seleccionador olímpico y Sub-21, atendió en directo al programa "La Futbolería" de AStv para analizar el aplazamiento de los Juegos a 2021. 

 

¿Cómo está llevando el confinamiento?

Creo que como todos nosotros, con mucha disciplina y orden. Evidentemente quedándome en casa, que es lo que corresponde en esta situación tan dura y complicada. Pero a la vez diré que lo estoy llevando extraordinariamente bien en el plano personal. No se me hacen nada largos los días, tengo una rutina muy establecida. Soy muy ordenado, eso me ayuda a pasar los días sin que se me hagan largos. Puedo estar mucho más tiempo, aunque quiero salir pronto.

¿Ve mucho fútbol estos días?

Sí. Hay mucho tiempo. Lo tengo bien estructurado y hay tiempo para todo, pero gran parte de mi día lo dedico a ver fútbol. Analizo partidos nuestros, hago correcciones y refuerzos que llamamos, veo los partidos de los rivales que tendremos en septiembre, octubre y noviembre. Y luego por supuesto fútbol en general y entrenamientos de equipos que puedo ver a través de Internet. Hay que seguir mejorando, formándose y adquiriendo conocimientos. En esa faena estamos.

¿Cómo se han tomado los jugadores los aplazamientos de los Juegos de 2020 y de la Eurocopa Sub-21 de 2021?

No queda otra que aceptar la situación. Desgraciadamente estas medidas son por esta pandemia y este drama tan duro que nos está tocando vivir. Nadie podía pensar que nos podía suceder. Hay que aceptar los cambios con naturalidad y optimismo, hay que ser positivos. Todos teníamos mucha ilusión en los Juegos. Cuando se planteaba que se mantuvieran los Juegos en las fechas establecidas yo quería que ocurriera por lo que significaba esa circunstancia, porque significaba que habríamos superado esta situación tan durísima. No era el hecho de ir a los Juegos, sino que significaba que habríamos superado esto y las condiciones volvían a ser normales. Desgraciadamente no ha podido ser así. Hay que seguir trabajando, van a tener un año más de preparación y eso es bueno para todos. Hay que aceptarlo con profesionalidad. Seguro que lo haremos muy bien.

¿Le parece justa la decisión de que sean Sub-24 en esta ocasión?

Me parece lo más justo y razonable. Es una generación que se lo ha ganado. Además me consta, por la relación que tengo con los futbolistas, la ilusión que tienen por estar. Es justísimo que esta generación puedan estar en 2021. Deseo salud para poder elegir entre esos jugadores tan buenos que tenemos.

Su idea no cambia entonces… Llevar a los del 97 y los primeros en la lista para las tres excepciones son los campeones del 96…

El trabajo lo teníamos muy adelantado, nos quedaba el último empujón… Hemos hablado mucho sobre eso. Hablábamos de que no se podía pensar qué iba a suceder en junio. Pues fíjate cómo ha cambiado esto. ¿Quién habría imaginado esto? Ni en el peor de los escenarios… Imagina a un año y medio vista. La idea es mantener el grupo que teníamos antes de que sucediera el aplazamiento. Pero en un año y medio pueden suceder tantas cosas… Está lejísimos. Pienso en ello, pero más en los compromisos inmediatos que si Dios quiere podremos disputar en septiembre. Tenemos la idea en el cuerpo técnico, aunque veremos lo que sucede en este tiempo.

Usted mandó ya una prelista. ¿Están todos apuntados?

Había que conformar una lista con deportistas, auxiliares, médicos, delegados… Quien no estuviera en la lista no podría asistir. En lo futbolístico metimos a los que entendimos que podrían estar en los Juegos. Así me cubrí las espaldas, no quería tener un desgaste. En junio hubiera que haber dado una lista más reducida, entorno a 50. De ahí saldrían los 18 elegidos.

¿Iban a estar Ramos y Piqué?

No lo sé (risas). Siempre dije que es un orgullo que Sergio, Piqué, Iniesta, Villa… Toda esa relación de jugadores que estén en disposición de ir me parece un orgullo como español y como aficionado al fútbol. Partiendo de ahí veremos lo que pasa. Quiero cubrir ese cupo de tres mayores porque hay muy buenos futbolistas y porque hay nueve jugadores del Europeo de Italia que pasan esa edad y tienen derecho de vivir este acontecimiento. No pueden estar todos, pero intentaremos ser justos para ir a pelear por una medalla.

¿Cómo ve la evolución de Ansu Fati?

Hicimos lo que había que hacer. Apunta muy buenas condiciones y para mí tiene un potencial excepcional. Pero hay que darle su tiempo. Debe dar los pasos de cualquier persona y futbolista. Es muy joven, se le presionó mucho mediáticamente. Ha ido teniendo la participación que ha tenido en su club, y en la medida en que participe en su club más tendrá más opciones de estar en cualquiera de las selecciones. Es un jugador que nos interesa y podría aportar muchísimo. En esas circunstancias, desde la naturalidad, es como otro jugador más. Flaco favor le haríamos acelerando los procesos. Vamos a darle naturalidad. Por detrás vienen muy buenos futbolistas, la generación del 2000 viene de ser campeona de Europa Sub-17 y Sub-19. Más joven aún tenemos a Pedri, que está haciendo una temporada excepcional en Segunda. Ferran… Entonces son jugadores que tienen un recorrido muy largo en sus clubes y en la Selección. Intentaremos elegir a los que más puedan aportar en los momentos puntuales, porque en una semana te lo juegas todo.

Volviendo a Ramos. Ambos coincidieron en el Sevilla, en la cantera. ¿Cómo era ese Sergio Ramos?

Era un adelantado, de hecho siendo Cadete ya jugaba en División de Honor. Estuvo con nosotros pocos meses, porque rápidamente pasó al Sevilla Atlético con Manolo Jiménez. Y rápidamente debutó en Primera con Caparrós. Tuvo la suerte del talento que Dios le ha dado. Jugaba de lateral, central… Teníamos esos debates sobre en qué posición podría desarrollar mejor su potencial futbolístico. En esas categorías jugaba incluso de mediocentro, no tenía problema. Tuvo la suerte de vivir en un club como el Sevilla que apostaba tan ciegamente por la cantera, y la suerte de tener entrenadores como Manolo Jiménez y Joaquín Caparrós que apostaban antes por la calidad que por la edad. No les costó darle la oportunidad siendo muy joven. Era un futbolista que era un líder, eso se tiene. Rápido palpas que tiene capacidad para liderar a un grupo y ser referencia. Veíamos que tendría una carrera excepcional, como así ha sido temporada tras temporada. Y lo que le queda…

¿Cómo es el día a día de la Federación ahora?

Hay que seguir viendo partidos y rivales, cada uno dentro de su responsabilidad. Por supuesto tenemos la posibilidad de seguir viendo a los jugadores en partidos en los que han competido, para conocerlos mejor y así tener diferentes variantes. Y por supuesto la relación entre nosotros, tenemos dos o tres videollamadas semanales donde ponemos todo en común los coordinadores, técnicos… Seguimos manteniendo la actividad porque esto no para. Hay mucho trabajo.