REAL MADRID

James y Bale, 176 M€ en blanco

Con el Madrid penando en el Villamarín, Zidane ni los sacó a calentar. El cafetero no ha jugado en los últimos 22 partidos de Liga y Champions. El galés, tres jornadas inédito…

James y Bale, que le costaron al Madrid 75 y 101 millones de euros, respectivamente, han pasado a ser futbolistas invisibles. Sencillamente, no cuentan para Zidane. El Villamarín fue el escenario testigo. Con el Real Madrid con la soga al cuello y el liderato escurriéndosele de los dedos, el técnico francés ni les mandó calentar. Mariano, un delantero que estaba en el más absoluto de los ostracismos hasta el Clásico, ha pasado a tener más relevancia que ellos...

Especialmente complicada es la situación del colombiano. En las dos competiciones clave del Real Madrid, la Liga y la Champions, no se le ve desde el pasado 22 de octubre en Estambul. Son 22 partidos de esas dos competiciones y quedó relegado (sorprendentemente) a la Supercopa de España y en especial en la Copa del Rey. Pero es más que significativo, además, que en su último partido, el día de la eliminación copera contra la Real Sociedad, Zizou le sustituyó al descanso.

Una historia de vaivenes

Los vaivenes de Zidane con el cafetero y el galés han sido constantes. Incluso aquel trabalenguas del marsellés cuando habló en noviembre de la no disponibilidad de James y Bale pese a que el técnico reconoció que no estaban lesionados. Hablando de lesiones, un asunto recurrente en Bale, tampoco es que el colombiano haya estado regularmente sano. Han sido cuatro dolencias, entre ellas su polémica lesión de ligamentos con Colombia.

El Madrid y Bale han firmado un armisticio hasta el verano, donde el atacante será un punto muy caliente para el club, y hasta el polémico representante del futbolista habla de un nuevo contrato. Pero la situación de James no es menos compleja. El colombiano cumplirá 29 años antes de empezar la próxima temporada y entraría en su último año de contrato, que termina en junio de 2021. Un problema para su salida. Porque en enero que viene el cafetero podría negociar con cualquier club a cara descubierta y, si se va gratis, negociar una jugosa prima de fichaje como futbolista libre. James y Bale están viviendo un 2020 en blanco hasta que llegue un verano que, en ambos casos, promete ser de todo menos tranquilo...