PONFERRADINA

La Deportiva ya es el peor equipo fuera de casa

La derrota en Tenerife deja al equipo berciano con sólo 11 puntos sumados a domicilio y el sábado vuelve a ejercer de visitante.

La Deportiva ya es el peor equipo fuera de casa
JUAN GARCIA CRUZ DIARIO AS

La Ponferradina sigue dejándose a domicilio lo que gana en El Toralín. El equipo berciano sumó en Tenerife su octava derrota en 15 partidos como visitante y, tras la victoria del Racing en Soria, ya es el peor equipo de LaLiga SmartBank jugando lejos de su campo.

La Deportiva volvió a presentar en el Heliodoro una cara muy diferente a la que muestra en su estadio. Bolo recuperó la defensa de cinco, con Manzanara incrustado entre la habitual pareja de centrales formada por Russo y Trigueros, y tras el partido reconoció que su idea era plantear un encuentro cerrado y sin ocasiones, todo lo contrario del juego vertical y con la portería contraria como objetivo que los blanquiazules suelen desarrollar en El Toralín.

Esa idea apenas se vio en Tenerife durante los últimos minutos del partido, cuando el marcador ya obligaba a ir a por un gol para salvar un empate que no llegó, si bien durante toda la segunda parte al menos la Ponferradina sí intentó salir con más jugadores de su campo, aunque con escasa presencia en el área rival.

El bajo rendimiento de la Deportiva a domicilio no es un buen dato teniendo en cuenta que el calendario obliga a jugar ahora dos partidos consecutivos lejos de Ponferrada. Aunque la situación clasificatoria de los blanquiazules es medianamente desahogada, con cinco puntos de ventaja sobre los puestos de descenso y a seis de la zona de playoff de ascenso a Primera, el partido del sábado ante el Real Oviedo en el Carlos Tartiere se presenta como clave para los de Jon Pérez Bolo si no quieren empezar a ver demasiado de cerca a sus perseguidores.

Luis Valcarce volvió al equipo dos meses después

Luis Valcarce volvió a tener minutos en Tenerife después de dos meses en los que el jugador berciano había desaparecido incluso de las convocatorias de la Deportiva. El lateral, que en el Heliodoro ejerció como interior zurdo por delante de Ríos Reina, disputó los últimos 15 minutos del encuentro que terminó con derrota de la Ponferradina ante el Tenerife.

El último partido del jugador ponferradino había sido el pasado 14 de enero, cuando la Deportiva cayó ante el Málaga, y también salió desde el banquillo para ayudar a su equipo a buscar el empate. Su último partido como titular fue en la eliminatoria de Copa del Rey ante el Ebro en la que el equipo berciano quedó apeado del torneo del KO.

Con once partidos por delante y la necesidad de sumar al menos tres victorias para alcanzar la salvación, Bolo quiere tener al máximo de futbolistas preparados para afrontar una recta final de la competición que promete emociones fuertes.