REAL ZARAGOZA

"El partido de Elche es un nuevo examen de madurez para el grupo"

Víctor se ha mostrado muy satisfecho con el fichaje de Burgui y asegura que debutará en el Martínez Valero: "No sé cuánto, pero va a jugar. Hemos tenido mucha suerte de poder incorporarlo. Es muy bueno".

"El partido de Elche es un nuevo examen de madurez para el grupo"
ALFONSO REYES

—Tras hacerse oficial ayer el fichaje de Burgui, ¿a qué aspira el Zaragoza con la plantilla que se le ha quedado?

—Lo que uno busca es estar más equilibrado, tener más alternativas y recursos y cubrirse ante cualquier adversidad. Creo que hemos tenido respuesta a todos los contratiempos que nos han ido surgiendo y eso, teóricamente, nos debería hacer más fuertes de cara a luchar por nuestro sueño. Hemos tomado decisiones arriesgadas y agresivas para tener más garantías y en esa toma de decisiones arriesgadas estamos demostrando que estamos avanzando en el camino correcto. Se cambió toda la estructura defensiva de la temporada pasada, que no me gustaba absolutamente nada, y se han tomado decisiones complicadas. Ahora hemos permitido la salida de varios jugadores y eso ha supuesto la entrada de tres o cuatro futbolistas diferentes. Vamos a ver si esos cambios que entendemos que eran necesarios nos siguen dando opciones para tener más garantías de cara al futuro. Estamos justos en cuanto a número, pero la presencia de Burgui nos da muchas alternativas. Es un muy buen fichaje para nosotros.

—¿Está satisfecho con esta plantilla?

—Sí. Evidentemente, no me gustó nada lo de Javi Ros. Es algo desagradable, primero por la gravedad de la lesión y en segundo lugar porque te da varias alternativas en el centro del campo y siempre te da rendimiento. Jugando mucho o jugando poco siempre suma. No es fácil ese rol en un grupo y encima es capitán, pero estoy satisfecho porque nos faltaba una pieza más arriba. Lo tenía clarísimo desde hace mucho tiempo. Necesitábamos alguien con capacidad de desequilibrio, velocidad, que arriesgue en el uno contra uno y que sea capaz de saltar organizaciones defensivas. Esperamos también la recuperación total de Pereira, pero hasta entonces estábamos muy justos y ahora, con Burgui, estamos bien en ese sentido. Además es un chico que se adapta a varias posiciones dentro de esas zonas más avanzadas del campo. Estoy muy contento con su incorporación. Hemos tenido mucha suerte de poder incorporarlo definitivamente.

—¿Cuándo cree que podrá contar con Pereira?

—Hay que tener paciencia. Yo no le voy a apresurar en los plazos de recuperación, pero eso sí, cuando entre que entre con todas las garantías y no haya marcha atrás. Cuando esté bien es cuando empezará a entrenar con el grupo; mientras no esté bien, no va a entrenar ningún día con el grupo. No podemos dar ningún paso en falso y debemos dar al chico tranquilidad porque se está angustiado. No hay que agobiarlo más de lo que está, debemos tener mucha calma y esperar al mejor Pereira en las próximas jornadas.

—¿Burgui tiene opciones de ser titular en Elche?

—Burgui es muy bueno y le avalan recientemente cien partidos en Primera en varios equipos y eso no se regala. Ya viene con una trayectoria importante y encima es uno de los jugadores que a mí me gustan mucho porque es valiente con la pelota, te desequilibra, tiene uno contra uno, domina los dos perfiles y es muy potente, pero viene de una lesión cuya alta médica fue aproximadamente hace tres meses y en esos tres meses no ha jugado con regularidad. Y además tiene un hándicap importante y es que va a llegar al partido con únicamente dos entrenamientos, pero jugar va a jugar. No sé cuánto, pero va a jugar.

—¿Cómo ha caído dentro del vestuario?

—Tenemos mucha información interna del Alavés porque está Laguardia, que es un zaragocista y un loco. Enseguida te da toda la información desde una honestidad superior. Por tanto, ya sabíamos que Burgui es un chico fantástico a nivel de vestuario y no va a tener ningún problema de adaptación aquí porque todos son muy buena gente. Para mí es muy importante meter gente que se integre y se adapte inmediatamente a este vestuario. Se dan las dos exigencias: es un buen jugador y es un buen chico. Vino bastante afectado porque le hicieron una despedida muy cariñosa los compañeros del Alavés y se emocionó mucho. Y ahora es él quien nos tiene que emocionar a nosotros con su juego y sus goles. Ha encajado perfectamente.

—¿Acude a Elche con cierta tranquilidad teniendo en cuenta que su equipo siempre compite?

—Todos somos conscientes de que estás obligado a competir en todos los partidos. El Elche es uno de los equipos con mejor dinámica en estos momentos, está en playoff y juega bien, pero todos los partidos son complicados y nosotros también tenemos nuestras posibilidades de ganar. Es un campo grande, con mucha gente, y va a ser un nuevo examen de madurez para el grupo para seguir manteniendo el tono de regularidad y comportamiento que estamos teniendo en los últimos meses. Es otra prueba realmente dura, pero la tenemos que solventar bien, siempre respetando la grandeza del Elche, que es muy identificable y tiene un buen técnico, jugadores que están en un muy buen momento, velocidad por las bandas y un futbolista que tiene una lectura del juego en ataque tremenda como Nino. Es un equipo muy bien estructurado.

—El Elche sólo ha ganado cuatro de sus trece partidos en casa. ¿Qué le dice este dato?

—Puede ser una referencia, pero todo el mundo tiene dificultades para ganar en casa y fuera. Sólo te puedes centrar en el partido inmediato y no existe otro encuentro para nosotros que el Elche. Es un equipo que asume riesgos en su casa porque tiene jugadores con creatividad y muy buen pie. Es cierto que parece que se sienten más cómodos como visitantes, pero tiene tantos recursos que eso le convierte igualmente en un equipo muy peligroso.

—El Zaragoza tiene que volver a jugar el miércoles en Miranda. ¿Le condiciona?

—Tengo muy claro que el único partido que existe para nosotros es Elche. Los demás no existen a día de hoy. Debemos concentrar todas nuestras energías positivas en el partido de mañana.

—Luis Suárez no atraviesa en estos momentos su mejor momento. ¿Cómo ha visto al colombiano?

—Luis está sufriendo los lógicos altibajos que sufre un futbolista en temporadas largas y exigentes. Es cierto que mucha responsabilidad del gol recae en él, pero es nuestro jugador más adelantado y ésa es su labor. Tiene todo el cariño y el respaldo de sus compañeros y siempre hay muchos factores que condicionan el rendimiento de un jugador a lo largo de la temporada. Ha entrenado con normalidad a lo largo de la semana y en este sentido está preparado para hacer muy buen partido.

—Otros dos jugadores que parece que han bajado algo el nivel son Guti y Eguaras. ¿Le preocupa?

—Es cierto en cuanto al pasado sábado contra el Fuenlabrada. Fue un partido gris de ambos, pero fue algo excepcional. Lo normal es que los dos estén bien, pero sobre todo que si uno está ligeramente por debajo de su mejor nivel, el otro esté superior. Creo que fue el primer partido que los dos estuvieron al mismo tiempo un poco por debajo de su nivel. Es normal esos altibajos a lo largo de una temporada y los dos están preparados para hacer un gran partido en Elche.

—¿Va a regresar Atienza al once?

—Tiene más posibilidades que el sábado pasado porque esa semana sólo había hecho dos entrenamientos y aún tenía dolor. Podría haber jugado si hubiera sido un caso de extrema necesidad, pero preferí reservarlo y esta semana ha entrenado con normalidad.

—¿Y James?

—Ya veremos porque sólo ha hecho dos entrenamientos en los últimos doce días. Esa molestia casi casi se le va, pero no. Creo que también está mucho mejor y, por tanto, tanto él como Atienza tienen más opciones de competir con otros jugadores por un puesto en el once inicial.

—¿Quién va a tirar los penaltis?

—No lo voy a decir para que no se obsesione ninguno, pero el círculo se cierra en dos futbolistas. Uno de los dos lo lanzará y no será Luis Suárez.