REAL VALLADOLID

Mallorca, isla vedada para el Pucela en Primera

Sólo ganó una vez en el antiguo Luis Sitjar. Las últimas cuatro visitas han sido en Segunda y en la Copa y todas con victoria

Mallorca, isla vedada para el Pucela en Primera
AS.COM

Cuatro puntos separan al Real Valladolid del Mallorca en la clasificación, renta que los pupilos de Sergio González desean aumentar con un triunfo que, por exagerado que suene, sería histórico, puesto que los blanquivioletas solamente han ganado una vez en la isla en Primera. Fue en el viejo Luis Sitjar, en la temporada 1987-88. Un doblete de Moya propició la victoria por 0-2, que por entonces todavía daba dos puntos.

En total han sido 19 las veces que mallorquines y vallisoletanos se han enfrentado en Primera con los baleares como locales. El saldo total ha sido de ocho empates y diez derrotas, siete ellas consecutivas, en las siete últimas visitas. Este sendero empezó con la cosechada en mayo de 2002, en la jornada 38, y llega a nuestros días con otro partido que sirvió para poner punto y final a una temporada, el de 2013.

La última vez que el Pucela puntuó en la máxima categoría en Mallorca fue en septiembre del 2000, hace casi 20 años, después de cosechar un empate a uno en la jornada inaugural. Entonces, Ibagaza adelantó a los tres minutos al conjunto bermellón y Turiel puso el empate en el 71’. A la postre, el Real Valladolid se terminaría salvando, mientras que los baleares completaron una campaña histórica y fueron terceros.

En aquel equipo militaban varios miembros actuales del club, como Ricardo López, entrenador del juvenil, Alberto Marcos, máximo responsable de las categorías inferiores, Torres Gómez, responsable del departamento de Ciencias del Deporte, o el propio Turiel, que entrena en las escuelas.

Con todo, el Real Valladolid cuenta con varios precedentes favorables, ya que consiguió vencer en Son Moix en sus cuatro últimos partidos oficiales: en sus últimas tres visitas ligueras en Segunda División y en Copa del Rey, ya con Sergio en el banquillo, en octubre de 2018, cuando un doblete de Daniele Verde permitió a los blanquivioletas avanzar de ronda. Moyano, Óscar Plano y Antoñito son los únicos que jugaron y repetirán viaje, toda vez que Joaquín está lesionado y que Masip, el otro superviviente, se sentó entonces en el banquillo.