REAL VALLADOLID

Sergio centra sus energías en el Mallorca y rehúsa hablar del mercado

La dirección deportiva conoce desde hace días sus preferencias, confesó el técnico, que ve a Ben Arfa jugando "lo más arriba posible".

Sergio centra sus energías en el Mallorca y rehúsa hablar del mercado
REAL VALLADOLID

"Solo espero ganar al Mallorca, el mercado es secundario". Así de contundente se mostró Sergio González, entrenador del Real Valladolid, en su habitual rueda de prensa previa al próximo encuentro, en Son Moix ante el conjunto bermellón. Y es que si bien la dirección deportiva apura las horas para dejar confeccionada la mejor plantilla posible para la segunda mitad de la temporada, el técnico prefiere centrarse en lo estrictamente deportivo.

Tal es así que, como reconoció, dejó el tema zanjado con Miguel Ángel Gómez la pasada semana. "Me contó que había un pequeño remanente y sabe lo que tenemos que reforzar. Si hay dinero, tiene claro de antemano dónde podemos invertirlo. Nosotros pensamos en Mallorca, Mallorca, Mallorca", explicó Sergio, que, no obstante, descartó que la lesión de Joaquín pueda influir en la decisión final.

En el apartado de bajas tampoco quiso detenerse demasiado, más allá de reconocer que no han encontrado en Waldo "el rendimiento que dio el año pasado" y que había hablado con él para mostrarle su confianza. "Creemos que puede ser determinante", dijo, lo que da a entender que el extremo podría quedarse. Caso parecido es el de Porro, otro futbolista al que quiere "recuperar" y que, aunque "ha tenido minutos para reinvindicarse", no ha acabado de exprimir las "condiciones brutales" que creen que tiene.

Otra incógnita, aunque esta de cara a Mallorca, es la presencia de Ben Arfa, su último fichaje. "Es un futbolista importante,que atesora calidad, que trae ilusión y expectación. Lleva tiempo sin jugar, tenemos que hablar con él para ver cómo se encuentra de piernas y decidiremos si viene o no, pero ha completado las dos sesiones", advirtió el catalán.

Lo que quedó bastante claro es que lo ve "siempre lo más arriba posible", como segundo punta en el habitual 4-4-2 o "en el vértice superior del rombo" si sigue optando por esta vía. En cambio, no lo ve como mediocentro "a lo Míchel", en un doble pivote más típico.

Nacho, otra vez baja

Además de tener las bajas de Caro y de Joaquín, Sergio confirmó la ausencia de Nacho, que vuelve a tener molestias en el tobillo. Por si parte, si bien Kiko Olivas sufrió un pisotón que le dejó dolorido, estará disponible para el partido del sábado, en el que, a falta de Joaquín, cuenta con "futbolistas importantes que se puede reivindicar" en el mediocentro y con Javi Sánchez como alternativa por si pasa algo en la defensa.

Pese a ello, la de Joaquín es una baja "fuerte, porque últimamente está siendo protagonista con unas prestaciones importantes, pero es otro partido más para demostrar la fuerza del grupo" de la que siempre se ha hablado. "Elijamos la estructura que elijamos, tenemos elementos importantes para ejecutarla", afirmó Sergio, dejando en el aire el dibujo por el que optará, después de que el equipo demostrara que "está abierto" a los cambios que ha venido realizando.

El partido del Mallorca, "de los que marcan" la temporada

Los cuatro puntos de diferencia que hay entre Real Valladolid y Mallorca, así como el momento actual que viven ambos, invita a pensar que el partido es "muy importante, de los que marcan, para bien o para mal", porque comparten objetivo. "Queda mucha Liga, pero debemos ser responsables y tener capacidad para hacerlo bien. En situaciones importantes como esta el equipo siempre ha dado la cara", aseveró Sergio González.

La posibilidad de que suponga un "punto de inflexión" y "un cambio de tendencia" es una premisa en la que han "pensado durante toda la semana". También, en sus capacidades como locales, puesto que en Son Moix han puntuado contra Real Madrid, Valencia o Villarreal. "En casa están cerca de su mejor versión. Intentaremos ser nosotros mismos y que estén más incómodos", confirmó el técnico, que trata la mala racha en la que se encuentra su equipo "con naturalidad y normalidad".

"En algunos partidos que hemos empatado hemos estado más cerca de perder. Así se lo hemos hecho ver. Lo más importante es cómo encajas los golpes", ponderó Sergio, que no ocultó que "con un poco más de concentración" podrían "tener más puntos" y que están trabajando sobre esa circunstancia.