REAL VALLADOLID

Baptista: "Tengo amistad con Ronaldo, pero he venido aquí por mi capacidad"

El brasileño, que entrena al Juvenil B de Pucela, fue protagonista de la tertulia de AS y SER en Mesón Casa Pedro.

Baptista: "Tengo amistad con Ronaldo, pero he venido aquí por mi capacidad"
ROJÍ

Julio Baptista es entrenador de fútbol desde el pasado verano. 'La Bestia', como se le conocía en su época como jugador, no se acabó de despedir del verde, ya que pronto encontró una nueva motivación y comenzó un nuevo "proyecto" para volver a llegar "a la élite de fútbol", ahora como técnico, camino que ha empezado en el segundo equipo juvenil del Real Valladolid

"Después de dejar de jugar encontré que la parte que más me gustaba era la de ser entrenador. Tuve una experiencia en Leganés, que me encantó, y empecé a trabajar mi propia metodología. Fue cuando Ronaldo me llamó y me preguntó si quería entrenar y venir", narró el brasileño en la tertulia de AS y SER en Mesón Casa Pedro.

Con determinación, Baptista decidió unirse al club, acompañado de su segundo, José Luis Rueda, su hombre de confianza, con quien se embarcó en una aventura que le ofrece una "oportunidad importante" para seguir formándose. Además, vio en ella la posibilidad de formar parte de "un club que se está proyectando, en crecimiento" y, por lo tanto, "un reto" que afronta con paciencia y humildad.

El que fuera jugador de Sevilla, Real Madrid o Arsenal, entre otros, tiene muy claro el camino, que pasa "por el trabajo y el esfuerzo". Aunque lo tiene muy claro: "Voy a llegar. Sé que no va a ser fácil, pero con mucha preparación y dedicación puedo hacer un buen trabajo. No me importa en cuántos años, quiero disfrutar del camino y de esta etapa de formación, que es muy bonita".

Un inicio estimulante

A estas alturas de la temporada, el equipo de Baptista lidera su competición y aspira a ser campeón, un comienzo estimulante a su carrera como entrenador. Más que en quemar etapas rápido, cuando fichó lo hizo pensando en su crecimiento. "Tengo amistad con Ronaldo, pero he venido aquí por mi capacidad. Me llamó para preguntarme por la posibilidad de venir aquí y ayudar, y me tiró más esa amistad que la posibilidad de estar en otros clubes. Vivir el crecimiento del Real Valladolid me tiró bastante y me gusta lo que estoy viendo", aseveró 'La Bestia'.

Tener a un exjugador de talla mundial como entrenador impresionó de primeras a sus jugadores, aunque poco a poco empezaron "a soltarse" y a "funcionar bien" bajo las premisas que Baptista intenta cuidar, y que explicó su segundo, José Luis Rueda: "Es un entrenador ofensivo, alegre y valiente, que quiere atacar y al que no le gusta pasar mucho tiempo defendiendo. Su propuesta es claramente ofensiva, pero equilibrada". 

Su gusto por los "retos importantes" se demuestra entrenando en Valladolid, en una estructura a la que ya se ha adaptado y donde quiere "seguir progresando" para quién sabe si llegar un día a Primera División. "Trabajaré por este sueño, como en su día como jugador", afirmó. Y ahí, en Primera, es donde ve a los pupilos de Sergio González una temporada más: "Es un equipo que pelea mucho, que consigue sacar resultados difíciles contra equipos fuertes. La Liga es muy compleja y competitiva, pero creo que está en el buen camino para seguir en Primera".

Familiar, Baptista sigue disfrutando de Ponferrada siempre que puede, aunque vive en Madrid con su familia. Y recuerda lo que vivió jugando a las órdenes de Arsène Wenger o jugando en Maracaná con cariño, mientras piensa en su propio camino. En el campo, "viendo el progreso de los jugadores". Disfrutando del proceso y, siempre que su liga se lo permite, disfrutando de un Zorrilla que vibra con su equipo. Como él.