MÁLAGA

La afición respalda de forma unánime a Víctor y rechaza a Al Thani

El Málaga realizó su entrenamiento anual abierto ante 500 personas. La grada mostró su respaldo a Víctor. Unánime rechazo al jeque Al Thani.

La afición respalda de forma unánime a Víctor y rechaza a Al Thani
Mariano Pozo DIARIO AS

Desde hace casi una década el Málaga se entrena a puerta cerrada. Esta norma fue implementada en el verano de 2010, tras la llegada de Abdullah Al Thani, por el entrenador portugués Jesualdo Ferreira y se ha mantenido como seña de identidad del club con los posteriores técnicos que han desfilado por La Rosaleda, es decir, Rafa Gil, Manuel Pellegrini, Bernd Schuster, Javi Gracia, Juande Ramos, Marcelo ‘Gato’ Romero, Míchel, José González, Juan Ramón Muñiz y ahora Víctor Sánchez del Amo. No todos eran partidarios de esta manera de trabajar, pero terminaron aceptando.

Como hacen en muchos clubes de Europa, el Málaga abre sus entrenamientos para el público una vez al año. Y suele ser por estas fechas, vacaciones navideñas para muchos niños. Este vienes se hizo la excepción y el equipo se ejercitó cara al público. Alrededor d 500 personas se acercaron al estadio de atletismo Ciudad de Málaga. Menos que otros años, pero de irreductible fidelidad.

A pesar de las penurias por las que atraviesa el club, la afición se mostró muy cariñosa con sus jugadores y muy crítica con el propietario y máximo dirigente del club. Fueron frecuentes y unánimes los gritos en contra del horroroso presidente/tuitero: “¡Al Thani vete ya!” es un grito de guerra contra el hundidor oficial del Málaga.

Ni que decir tiene que el más aclamado por la grada volvió a ser Víctor Sánchez del Amo. La afición está a muerte con el entrenador madrileño a pesar de la apurada clasificación del equipo porque entiende que, sin su trabajo, las cosas irían todavía peor. Además valora su compromiso y el hecho de no haberse bajado del barco cuando la situación está pasa salir corriendo mientras Al Thani siga destrozando al club.

Por lo demás, Adrián, Lombán y Keko no se entrenaron de nuevo y Luis Muñoz se retiró por precaución. Serán cuatro ausencias para el partido del domingo en el Carlos Tartiere contra el Oviedo. El quinto será Juankar, en este caso, por sanción.