RAYO VALLECANO

El Rayo-Albacete seguirá a puerta cerrada y habrá clausura del fondo

El Comité de Competición también ha impuesto una multa de 18.000 euros al club madrileño y la clausura del Fondo del estadio de Vallecas durante dos partidos (Girona y Lugo).

El Comité de Competición ha hecho oficial este viernes su fallo respecto al 'Caso Zozulia'. La segunda parte del Rayo-Albacete se jugará a puerta cerrada en una fecha aún por determinar. Además, la entidad franjirroja deberá asumir una sanción de 18.000 euros y el estadio de Vallecas sufrirá una clausura parcial, más concretamente del fondo desde el que se produjeron los cánticos de 'Zozulia, puto nazi' y donde se desplegaron las pancartas, durante dos partidos (Girona y Lugo).

La resolución (pincha aquí para verla completa) ha analizado los hechos acontecidos el pasado 15 de diciembre cuando el árbitro López Toca decidió suspender el Rayo-Albacete en el descanso --iba 0-0 y los de Ramis estaban con diez por la expulsión de Eddy Silvestre-- "como consecuencia de la exhibición de pancartas y de los cánticos proferidos por un sector de la afición local contra Zozulia". Competición ha estudiado el acta arbitral, suscrita por la Coordinadora de Seguridad, y el informe del Delegado-Informador, así como otra documentación del expediente y considera que "han quedado acreditados” los agravios al delantero ucraniano.

El Comité también califica de "hecho notorio" que la suspensión se basó en “las consideraciones realizadas, en particular, por la Coordinadora de Seguridad". Ésta ya reflejó en el acta que "resultaba imposible, si el encuentro continuaba, garantizar la seguridad física de los participantes en el mismo". También se barajó emprender otras medidas como el desalojo parcial o total del estadio, pero se desecharon al considerarlas “impracticables”.

En cuanto a las sanciones, Competición es contundente con el Rayo por su papel durante los incidentes. "El club local, a pesar de haber desplegado algunas medidas de carácter preventivo y de haber reaccionado a lo sucedido con mensajes de reprobación, no fue capaz de colaborar de modo eficaz en la represión de las conductas violentas y/o incitadoras para que el partido pudiese ser disputado en condiciones de seguridad. Tampoco consta que haya adoptado medida alguna dirigida a la identificación de los aficionados que entonaron dichos cánticos o contra los mismos", explica.

De ahí que al club madrileño se le aplique una sanción pecuniaria de 18.000 euros por la comisión de una infracción tipificada en el artículo 69.1.b) del Código Disciplinario. Además de una clausura parcial del recinto deportivo por un período de dos partidos, que afectará al sector o grada donde se produjeron los hechos. Es decir, se cerrará el fondo en el que se ubica Bukaneros. Y en cuanto a la reanudación del Rayo-Albacete, conforme al artículo 73.2 del Código Disciplinario, en su apartado quinto, será a puerta cerrada. Ahora se abre un plazo de diez días hábiles para interponer recurso ante Apelación.

Las posturas de ambos clubes son muy diferentes. El Albacete “acepta y respeta” la resolución, mientras que el Rayo se mostró indignado por la misma. Las dos entidades tendrán que acordar en los próximos días una fecha para reanudar el partido. Un choque en el que podrá jugar un once diferente al alineado aquel día, eso sí, con futbolistas que estuvieran inscritos en ese momento (se excluyen los fichajes). No podrá estar el expulsado Eddy Silvestre.

Víctor Varela: "Aceptamos y respetamos la decisión de Competición"

El vicepresidente del Albacete, Víctor Varela, se ha pronunciado tras conocerse la resolución de Competición: "Aceptamos y respetamos la decisión del Comité de Competición. No vamos a entrar a valorar las posibles sanciones sobre el Rayo. Tal y como nos pronunciamos al finalizar el partido, estamos agradecidos al Rayo por su comportamiento ante las circunstancias surgidas en el partido. No vamos a realizar ninguna valoración sobre las sanciones porque no nos corresponde a nosotros y, además, no tenemos ningún interés en que el Rayo sea sancionado. Si Competición ha decidido que el partido se juegue a puerta cerrada por la integridad y la seguridad de los futbolistas, nosotros lo respetamos y aceptamos. Ahora trabajaremos en buscar la mejor fecha para que se puedan reanudar los segundos 45 minutos del encuentro".