REAL MADRID

Los palos le han costado al Real Madrid 9 puntos en esta Liga

La falta de puntería y la mala suerte le ponen cuesta arriba el liderato al equipo de Zidane. Es, con el Betis, el segundo con más tiros a los postes.

Quien crea en brujerías y demás elementos paranormales vería fantasmas en el Madrid-Athletic. Por más empeño que le puso el equipo de Zidane, siempre encontró algo más decisivo negándole el gol. Cuando no fue su falta de puntería, fue un gigante Unai Simón y cuando no, los palos. Tres veces se estrelló contra ellos en su intento frustrado de victoria, primero en las botas de Kroos y luego en las cabezas de Nacho y Jovic. Por ahí se le escapó el coliderato y ahora mira al Barça dos puntos por debajo. 

El Madrid vacío sin hacer diana su cargador. Fueron, en suma, 20 intentos, 10 a puerta y otros tantos fuera. Los largueros de Kroos y Nacho, y el palo de Jovic alimentaron el escaso feeling entre los chicos de Zidane y la madera, que les ha alejado del gol 11 veces en lo que va de Liga. Le iguala en la estadística el Betis y sólo le supera Osasuna (14). Menos mala suerte han tenido el Barcelona (5º, junto al Mallorca, con 8 palos) y el Atlético (9º, con otros tres equipos, con 7 postes).

Jugando a fútbol ficción, en esa ristra de palos el Madrid se ha podido dejar 9 puntos en Liga. Con algo más de fortuna, podría haber conseguido dos puntos más ante Valladolid (1-1), Villarreal (2-2), Barça (0-0) y Athletic (0-0), y uno extra para empatar en Mallorca (1-0). Por contra, los dos postes frente al Levante y el palo ante al Leganés no influyeron en el resultado final, 3-2 y 5-0 para los blancos. Los que peor fario arrastran son Benzema, pichichi también en este registro, con cinco postes, y Jovic, con dos. Con uno, Lucas Vázquez, Isco, Kroos y Nacho.

En la otra punta del campo el protagonismo de los palos ha sido mucho menor. Su influencia en la vida de Courtois y Areola ha sido insignificante: sólo han aparecido una vez, contra el Alavés, pero sin cambiar la película. Asunto muy diferente es lo que está ocurriendo casi 100 metros más alante...