NewslettersRegístrateAPP
españaESPAÑAargentinaARGENTINAchileCHILEcolombiaCOLOMBIAusaUSAméxicoMÉXICOperúPERÚusa latinoUSA LATINOaméricaAMÉRICA

MÁLAGA

El final de mercado deja muy tocados al jeque y a Caminero

La afición ya no esconde su indignación. Aparecen pintadas en La Rosaleda y el Fondo Sur 1904 ha convocado una concentración "contra el presidente y la directiva".

Actualizado a
El final de mercado deja muy tocados al jeque y a Caminero

El malaguismo está indignado. Después de un esperpéntico último día de mercado la afición ha dicho basta y no se ha hecho esperar el aluvión de críticas dirigidas fundamentalmente hacia el presidente, Abdullah Al Thani, pero que también apuntan hacia los despachos de La Rosaleda. El director deportivo es al mismo tiempo blanco de los dardos de una hinchada que se ha hartado de sufrir los caprichos de un presidente incapacitado y la paupérrima gestión deportiva liderada por Caminero.

Una vez echado el cierre al mercado de fichajes y confirmados los temores alrededor de la no inscripción de Okazaki (cerca de fichar por el Huesca), José Rodríguez, Mula e Iván Rodríguez, las reacciones no se hicieron esperar. La Asociación de Pequeños Accionistas del Málaga emitió un comunicado mostrando su apoyo a la plantilla y al cuerpo técnico y condenando una vez más la gestión de Al Thani.

Las paredes de La Rosaleda, además, han amanecido repletas de pintadas contra el presidente y su familia. Tampoco se han hecho esperar las movilizaciones y desde el Fondo Sur 1904 se ha convocado una concentración "contra el presidente y la directiva" para el próximo sábado, a las 17:00 horas (una hora antes del encuentro ante el Almería), en los alrededores del estadio La Rosaleda.

La marcha de Okazaki, a priori el fichaje estrella del proyecto, ha colmado el vaso y ha desatado la ira del malaguismo. Los tres fichajes de última hora cerrados por el club (Benkhemassa, Lorenzo González y Sadiku) son de un claro perfil bajo y de entrada no han generado ni una pizca de ilusión. Por si fuera poco, el argelino, que ha firmado hasta 2022, es una imposición del presidente que no cuenta con el beneplácito de Caminero y tampoco de Víctor Sánchez del Amo. El desastroso mercado de fichajes protagonizado por el Málaga deja muy tocados al jeque y a Caminero.

Normas

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión. ¿Olvidaste la contraseña?