Competición
  • Premier League
  • Serie A
Premier League
Serie A
Temas del día Más temas

CELTA

1x1 del Celta: Hasta Boudebouz funciona con Aspas

Hjulsager, Boudebouz, Aspas y Olaza se abrazan tra el tercer tanto del Celta contra la Real Sociedad.

LALO VILLAR

DIARIO AS

El franco-argelino aportó su calidad en otra heroica actuación del '10'. Rubén volvió a dejar varias paradas decisivas y Okay estuvo pletórico al corte.

Rubén Blanco: Volvió a ser determinante. Arrancó su exhibición con una gran parada a Sandro justo antes del descanso y cuando el Celta ya estaba ganando impidió el empate con dos fantásticas manos, una a Sangalli y otra a Zubeldia. Únicamente se equivocó en alguna elección a la hora de iniciar el juego desde atrás.

Hugo Mallo: Recuperó su mejor versión. Empezó encadenando fallos, pero a base de casta se fue entonando. Asistió a Aspas con un gran centro en el 2-1.

Cabral: Respondió a la confianza de Escribá. Titular por segundo partido consecutivo, se mantuvo firme en todo momento. Evitó el empate de la Real Sociedad tirándose al suelo para rechazar un disparo dentro del área tras un grave error de Araujo.

Araujo: Dubitativo. No transmitió la misma seguridad que antes de su paso por la grada. Cabral enmendó su principal error y con el balón en los pies no aportó soluciones.

Olaza: Muy intenso. Ni el injusto penalti que le señalaron lo descentró. Cerró por completo su banda y no dudó en sumarse al ataque cuando pudo.

Okay: Dio un recital como pivote defensivo en la segunda parte. Lo cortó absolutamente todo. Tiene personalidad para ser uno de los líderes del equipo.

Lobotka: Confirmó su recuperación. Sufrió en los primeros 45 minutos con la intensa lluvia penalizando su estilo combinativo. A base de despliegue físico y criterio en la distribución acabó conquistando la medular.

Jozabed: Se adaptó como pudo a jugar cerca de la banda derecha. No es su demarcación y tampocó le ayudó el estado del terreno de juego. La falta de brillantez la suplió con entrega.

Boufal: De los partidos más completos del franco-marroquí. Más comprometido de lo habitual en defensa y dejando detalles de su talento pese a que el agua le añadía aún más dificultad a sus regates. Balaídos se puso en pie cuando fue sustituido.

Iago Aspas: Otra tarde mágica para la colección. Empezó tirado a la izquierda y le costó tomarle el pulso al partido. Incluso perdonó el empate antes del descanso en un mano a mano. Tras la reanudación fue un huracán. Nada más iniciarse el segundo tiempo recuperó un balón y Rulli no tuvo más remedio que derribarlo. Marcó el penalti, hizo el segundo de cabeza y cocinó la jugada del tercero. No jugará contra el Atlético porque vio la quinta amarilla en la celebración del 2-1.

Maxi Gómez: Su trabajo recibió la recompensa del tanto final. Tuvo un partido de mucha brega y poco protagonismo con el balón. En el gol se limitó a empujarla con Rulli batido.

Boudebouz (entró por Jozabed): Revulsivo, primero por la derecha y después en el otro costado. Inició la acción del 2-1 combinando con Mallo y regaló el 3-1 a Maxi. Cada vez que intervino lo hizo con calidad.

Hjulsager (entró por Boufal): Voluntarioso. Salió con tanta ganas que hasta se excedió rematando la cabeza de Rulli.

Beltrán (entró por Aspas): Cambio testimonial para que Aspas se llevara la ovación de la grada.