Competición
  • Champions League
Champions League
Cluj Cluj CFR

-

Slavia P. Slavia P. SLP

-

LASK LASK ASK

-

Brujas Brujas BRU

-

APOEL APOEL APO

-

Ajax Ajax AA

-

BARCELONA

Asoma tridente: Messi-Dembélé-Suárez, 35 goles y 21 asistencias

Sus cifras proyectan más de 90 goles a final de temporada. La aportación del francés (8 goles, uno cada 154') sorprende positivamente y aparta a Coutinho del once.

Con todas las precauciones que merece la afirmación admitiendo la irregularidad de Dembélé, empieza a poder decirse que asoma un tridente en el Barcelona. Liderado por Messi, por supuesto (17 goles), secundado por su lugarteniente Suárez (10) y apuntalado por Dembélé (8), entre los tres suman 35 goles y 21 asistencias en estos primeros 23 partidos oficiales del Barcelona (1,52 de media para el tridente). Con 38 partidos potenciales en lo que queda de temporada, eupone una proyección de más de 90 goles a final de temporada. Estaría lejos aún de los 122, 131 o 111 que consiguieron entre Messi, Suárez y Neymar las temporadas 2014-15, 2015-16 y 2016-17 respectivamente. Pero 90 goles en una delantera siempre es sinónimo de títulos.

Por partes, el líder como siempre es Messi. Pese a haber parado durante cuatro partidos (Real Madrid, Rayo y los dos de Inter en Champions) por la fractura de antebrazo, el argentino está lanzando. Su versión en Cornellà se pareció a la que está exhibiendo en la Champions, donde ha sido elegido mejor jugador de la semana en las tres jornadas que ha disputado. Ya lleva 17 goles oficiales y amenaza con otra temporada histórica. Suárez, que sostuvo al Barcelona en ausencia de Messi (hat-trick contra el Madrid y doblete ante el Rayo en ausencia del argentino), ya tiene 10 goles oficiales pese a haber tenido también molestias en su rodilla. Ante el Espanyol se mostró una vez más fiable y clave para que Messi pueda lucir mejor.

Dembélé es la sorpresa, y también la incógnita, de este tridente. Pese a su presencia intermitente en las alineaciones y sus pocas titularidades, ya ha marcado ocho goles y ha dado cinco asistencias. Marca un gol cada 154 minutos. La mejor noticia, además, es que da la sensación de empezar a hablar el mismo lenguaje que sus compañeros. Su asistencia a Suárez en el 0-3 o cómo se ofreció a Messi en el 0-2 son detalles prometedores que hacen pensar que el francés pueda instalarse al fin como una figura de peso en el Barça. Al menos dos miembros del tridente participaron en cada uno de los goles del derbi, excepto el primero, que se guisó y comió Messi. El detalle colateral es que su presencia aparta a Coutinho del once. Valverde había decidido adelantar al brasileño a la posición de falso extremo izquierdo para equilibrar a un equipo que con los cuatro cracks se partía demasiado. Ahora Valverde tendrá que plantearse devolver a Coutinho al puesto de interior o manejar su posible suplencia… Igual que Dembélé se había ganado un castigo por sus impuntualidades, ahora se ha ganado por méritos propios la camiseta de titular.