LEGANÉS - BARCELONA | ARNÁIZ

"Me haría ilusión volver al Barça, pero me centro en ponerme bien"

Arnáiz con el Leganés

JUAN AGUADO

DIARIO AS

José Arnáiz, el fichaje más caro en la historia del Leganés, ya ve "la luz al final del túnel" tras una lesión de ocho meses. "Tengo miedo a volver, entrenar y romperme otra vez", confiesa.

José Arnáiz parece un chico de barrio. Normal hasta rozar el tópico. Cuando coge confianza se le escapa el acento que arrastran los naturales de su tierra, de Talavera. Es tímido en la distancia corta y bonachón en el gesto. Pero Arnáiz no es normal. Su juego invita a pensar en lo extraordinario. Vertical y goleador, Valverde vio en él algo especial. Fue la temporada pasada, cuando jugaba en el Barça B. Compitió cuatro partidos con el primer equipo y marcó tres goles. Todos en Copa. Un sueño por el que arriesgó más de la cuenta.

Fruto de esa ilusión, apretó pese a que sentía molestias constantes en el aductor. Acabó lesionado en enero. Y desde entonces ha jugado un único partido y tenido dos recaídas. La última ya en Butarque. Pese a ello, el Leganés confió en él y lo convirtió, con una inversión de cinco millones de euros, en el fichaje más caro de su historia.

"Fuerte de cabeza", trabaja a destajo para recuperarse de sus actuales problemas físicos y demostrar al club pepinero que tuvo razón en el desembolso. De paso, no pierde de vista en el horizonte la posibilidad de regresar al Barça que este miércoles visita precisamente Butarque. Su contrato refleja una opción de recompra. "Me haría ilusión. Ojalá pudiera volver y jugar en el Barça hasta que me retire", afirma antes de matizar que "por ahora, me centro solo en ponerme bien"

¿Qué tal está?

Parece que bien. Estoy metiéndole caña. Voy bastante bien… pero hasta que no entrene con el equipo y empiece a competir, no sabré si de verdad estoy bien o mal.

Ya se le ve correteando por el césped…

Sí. Ya estoy tocando algo de pelota. Meto cambio de ritmo más fuerte. No sé qué me tendrá preparado Sergio Hontoria, el readaptador, pero me encuentro bien. Pero no sé si puedo estar 100% bien hasta que no entrene con el equipo.

¿Cómo fue la recaída?

Volví a entrenar con el Barça B durante dos semanas. Es cierto que no a tope. Había días que no hacía parte del entreno o no participaba en las dobles sesiones. Llegué aquí y… bueno… hice dos entrenamientos y para abajo otra vez. Volvió el mismo dolor. Se me cargó mucho la zona. Y al día siguiente estaba tieso.

Y entonces, ¿duele más la pierna o el corazón?

Después de ocho meses sin jugar… vamos a ver… te jode estar parado. Pero es lo que le digo a mi chica o a mis padres. Ya me da igual estar dos meses más o menos. Lo que quiero es recuperarme bien. Volver y no salir más.

Habrá algo de ansiedad…

Sí, obvio. Todos los días hay ansiedad. Veo a mis compañeros y me entra una envidia sana que flipas. Pero la verdad es que de coco soy fuerte.

Aquí le estarán mimando mucho, ¿no?

Sí, increíble. Desde que llegué. Muchísimo cariño. Me han ayudado a buscar mil cosas. Estoy muy contento de estar aquí.

En el día a día, ¿a quién se agarra?

A todos. En el vestuario a todos. Me dan cariño. Me preguntan y se preocupan. De mi familia, mi chica ha sido muy importante. Y mis padres. Pero sobre todo mi hijo, que no habla, pero lo veo y se me pasa todo.

¿Hay vértigo al retorno? Miedo después de la recaída.

Sí, claro. A mí me da miedo. Me he ido tantas veces y he vuelto tantas veces que no sé si cuando vuelva será la definitiva para quedarme. Espero que sí. Pero claro que me da miedo volver. Hacer dos entrenos y al tercero ni poder menear la pierna…

Szymanowski confesó a As que no le habría venido mal usar un psicólogo…

Yo no he hecho nada de eso. Puede venir bien, ¿eh? Seguramente venga bien. Pero de coco estoy bien. He tenido momentos peores. Creo que veo la luz al final del túnel.

¿Le llaman mucho desde Barcelona para preguntar?

Sí, aunque más que los compañeros, los doctores y los fisios del filial. Me vacilan con que me han fichado en Biwenger y que para cuando regreso (Risas).

¿Hizo amistades en la primera plantilla?

Amigos, amigos, no. Yo subía a entrenar y rápidamente bajaba con el Barça B. Sí que es verdad me llevo con buena gente y el cariño que me han dado. Todos en el primer equipo me han tratado genial. Me ayudaron mucho.

¿Alguien con el que se llevara especialmente bien?

Con Busquets y Jordi Alba hablaba mucho. Me ayudaron mucho

¡¡Arrea!! No son cualquiera…

Sí, es verdad. Es que los dos me trataron super bien. Todos en general, pero hablaban mucho conmigo.

¿Qué le queda del año en Barcelona?

Recordaré siempre el primer día que me puse su camiseta y cuando debuté con el primer equipo. Fue una experiencia bestial. Tener ahí y jugar con los mejores del mundo no tiene precio. Es lo que soñaba desde pequeño. Me ha ayudado a crecer muchísimo.

Sus exhibiciones en Copa fueron bestiales también.

Valverde me dio mucha confianza. Y supe aprovecharlo al máximo. En cuatro partidos hice tres goles. Terminé contento porque lo que jugué, fue tremendo.

Quizá las ganas de exhibirse le perjudicaron. Si hubiera frenado, quizá no se habría lesionado…

Puede ser, sí… puede ser. Pero todo jugador que está en el filial y va con el primer equipo, le da igual lo que le pase. Va ahí adelante. A muerte. Debería haber parado antes. Seguro. ¿Qué no me habría pasado esto? No lo sé… Pero bueno… era cuando mejor estaba… son cosas que pasan.

De no haber sido por la lesión quizá el miércoles estaría jugando con los del otro lado.

(Risas) Nunca se podrá saber. Puede ser… Seguramente que sí. Valverde me dio muchísima confianza. Y yo la supe aprovechar. Pero la lesión al final me ha jodido. Es que fue medio año… seguramente habría seguido con el primer equipo y este año…

Pero dicen los que le conocen que es usted cabezón.

Tal cual. Hubo un año que estuve a punto de dejar el fútbol. Y ahora estoy en el Leganés, en Primera División. No puedo pedir más.

¿Cómo fue aquello?

En el Valladolid B. Y sí, fue duro. Imagínate. De jugar de delantero a jugar de lateral o central y luego verte en la grada. Sin convocar. Eso lo lleva un futbolista fatal. Pero me ayudó mucho a madurar como persona y futbolista. Gracias a Dios no lo dejé. Estuve a puntito de dejarlo…

¿Se siente culé?

¡Claro! Solo he estado un año, pero me trataron genial. Siempre estaré animándolos.

El día de su presentación dijo que se centraba sólo en el Lega y no en volver al Barça… ¿Seguro que no le gustaría volver?

Hombre, claro que me haría ilusión. Yo ahora estoy centrado en el Leganés. Bueno… en recuperarme y ayudar al equipo. Si hago un buen año y el Barça me quiere recuperar… joer… claro que por supuesto está ahí detrás. Trataré de recuperarme, hacerlo muy bien y ojalá pudiese jugar en el Barça hasta que me retire.

Pudo terminar en el Getafe. ¿Qué pasó?

Pues no sé mucho de ese tema. René Ramos, mi agente, me lo comentó por encima. Me dijo que el que más fuerte apostó por mí fue el Leganés. Lo hablé con él. Le pregunté dónde estaríamos mejor. Y me dijo que le Leganés.

¿Habló con Ángel Torres?

No, nunca.

¿Y en el Leganés?

No hablé con nadie. Era René el que me transmitía todo.

Al llegar al Lega, ¿con quién habla?

Hablé mucho con Txema Indias, el director deportivo. Me recibió muy bien. Es una persona con un corazón enorme. Fue una pasada. Es importante que te cuiden. Pero no sólo ha sido Txema. Todos. Los fisios, el doctor, el míster…

El Lega es muy normal…

Es un club muy humilde, se nota que viene de abajo.

¿Con Pellegrino habla?

Me pregunta todos los días cómo voy. Que le dé duro. Que ojalá esté pronto a tope.

¿Los nuevos ya saben cómo es el Leganés?

Todos tenemos asumidos que estamos en el Leganés. Que nadie nos va a regalar nada. Somos un club humilde. Hay que luchar un 110%.

¿Cómo se sale de ahí abajo?

Bueno, con tranquilidad. Llevamos apenas cinco partidos y cuatro han sido contra equipos de ahí arriba: Villarreal, Real Sociedad, Athletic… Queda mucha temporada…

¿Alarmas?

¡No! Para nada. Hay equipo para conseguir muchísimo más. Lo dije el día que llegué. Nuestro objetivo es la salvación, pero por qué no soñar con algo más.

¿Mantiene esa reflexión?

¡Yo sí! Por supuesto.

¿Y el ambiente del vestuario?

Jodido. Es normal. Llevamos un solo punto en cinco jornadas. Pero es lo que te digo, hemos jugado contra equipos que quedarán, seguro, entre los siete primeros.

Y confían en Pellegrino.

Por supuesto: 100%. Es un tío que trabaja, cercano con los futbolistas. El otro día, tras perder contra el Villarreal, nos dio una charla genial. Que nos vino muy bien. Nos dijo que eran equipos muy buenos. Que nos habíamos merecido mucho más. Tenemos confianza plena en él.

Lo de que le recuerden que es el fichaje más caro del Leganés, ¿fastidia?

Bueno, hoy lo soy yo, la temporada que viene veremos. Lo llevo bien. ¿Presión extra? Puede ser… pero yo no la siento. Estoy feliz. Contento.

Quizá sea para sentirse orgulloso

¡Claro! Es lo que te he dicho. Es que han apostado mucho por mí.

René Ramos también confía mucho en usted.

Es verdad. Llevo un año y poco con él y estoy muy contento. Él confía mucho en mí y yo en él. Siempre me lo dice: "Joselito, hay que tirar para arriba". "Joselito, hay que recuperarse ya".

¿Qué consejos le da?

Me dice que esté tranquilo. Es lo que más me dice. Que me recupere. Y que cuando vuelva, que ya no salga más.

¿Cuándo volverá?

No quiero ponerme fechas.

¿Por qué jugar con el 16?

Es el día que empecé con mi chica. A mí me gusta el 7 o el 10, pero por ejemplo cuando llegué el año pasado al Barça B sólo quedaban unos cuantos números. Y uno de ellos, el 16.

¿A quién le dedicará su primer gol aquí?

A mi hijo. A mi hijo y a mi chica, por supuesto.

LaLiga Santander

Clasificación PTS PG PE PP
18Valladolid 3 0 3 2
19Rayo 3 1 0 3
20Leganés 1 0 1 4
Clasificación completa
Próximos partidos
Leganés - Barcelona X-26/09 20:00
Betis - Leganés D-30/09 20:45
Leganés - Rayo S-06/10 20:45
Calendario

*Datos actualizados a fecha 25 de septiembre de 2018

0 Comentarios

Normas Mostrar