CHAMPIONS | GALATASARAY 3 - LOKOMOTIV 0

El Lokomotiv descarrila en su vuelta a la Champions

Rodrigues, Derdiyok y Selçuk Inan sentenciaron con dos disparos desde fuera del área y un penalti al equipo ruso, que volvía a la Champions League 12 años después.

Dos goles desde el borde del área amargaron la vuelta a la Champions del Lokomotiv 12 años después. El primero, en el minuto 9: un disparo raso, seco, del extremo Rodrigues. El segundo,  del delantero Derdiyok pasada la hora de partido: una falta directa, pegada al palo izquierdo, que terminó por romper cualquier esperanza del equipo ruso. El último, ya en el último minuto del tiempo de descuento, llegó en un penalti que transformó con decisión Selçuk Inan, que salió sustituyendo a Rodrigues.

Seguridad y superioridad. El primer gol de Rodrigues, el jugador más agresivo del Galatasaray en la primera parte, fue una consecuencia natural del transcurso del partido: dominio absoluto del equipo local durante la primera media hora de partido. Lo intentó poco el Lokomotiv, con pases largos, con toques imprecisos, y con un remate de cabeza de Akbaba que falló a puerta vacía, con el portero rival descolocado.

La única manera del equipo ruso de frenar la persistencia turca: las faltas. La primera amarilla del partido fue para  el defensa croata Corluka, que alzó la pierna hasta clavar los tacos en el cuello de Linnes. Con todo, la ocasión más peligrosa de la primera parte estuvo en los pies de Kvirkvelia, que remató a bocajarro un balón que desvió Donk entre la maraña de jugadores, a un metro de la línea de gol.

En la segunda parte, imprecisiones y fallos. La jugada más peligrosa la tuvo otra vez Fernandes, que disparó en fuera de juego directamente al torso de Guilherme. Mucha intensidad  por parte del equipo turco: N´Diaye, tras un disparo desde 20 metros, se dirigía a la grada para que aumentaran los gritos de ánimo y el entrenador Fati Tehrim, enfocado en cámara, escupía al césped y alzaba también los brazos jaleando a la afición. Para cuando Belhanda tiró desde el borde del área, en el minuto 64, el Galatasaray ya había entregado el balón: 52,8% de posesión para el equipo visitante. No le hizo falta dominar al primer clasificado de la liga turca: no pasó ni un minuto hasta que Derdiyok, el máximo goleador del equipo en Liga, sentenció lanzando una falta rasa, pegada al palo izquierdo, inalcanzable para la estirada de Guilherme.

Para cuando llegaron los últimos golpes del partido, la superioridad del equipo turco le salvó: la expulsión de N´Diaye por doble amarilla no influyó en absoluto en la victoria del Galatasaray. Al contrario, un penalti del portero Guilherme sirvió para que el recién incorporado Selçuk Inan cerrara el marcador. 3-0 y el Galatasaray, primer clasificado del grupo D.

 

 

0 Comentarios

Normas Mostrar