Mundial de Clubes
Euroliga
Darussafaka DAR

-

Zalgiris ZAL

-

Maccabi TEL

-

Khimki Moscú KHI

-

Milan MIL

-

B. Munich MUN

-

Liga Rumana
Universitatea Craiova Universitatea Craiova UCR

-

Gaz Metan M. Gaz Metan M. GMM

-

NBA
FINALIZADO
Indiana Pacers IND

91

Cleveland Cavaliers CLE

92

FINALIZADO
Brooklyn Nets BKN

115

Los Angeles Lakers LAL

110

FINALIZADO
Atlanta Hawks ATL

118

Washington Wizards WAS

110

FINALIZADO
Denver Nuggets DEN

126

Dallas Mavericks DAL

118

Eurocup
Lietuvos LIE

-

Mornar Bar MOR

-

Galatasaray GAL

-

Estrella Roja RED

-

Fraport Skyliners FRA

-

Unics Kazan UNK

-

Partizan PAR

-

Turk Telekom TUR

-

Alba Berlin ALB

-

L. Kuban TIV

-

Limoges LIM

-

Arka Gdynia GDY

-

Germani Brescia BRE

-

Ratiopharm Ulm RAT

-

Unicaja MAL

-

Fiat Turin FTU

-

Hoy en As

OBITUARIO

Muere Bernardo Salazar, el mejor historiador del fútbol español

Muere Bernardo Salazar, el mejor historiador del fútbol español

Dani sanchez

DIARIO AS

Colaboró con As en innumerables obras enciclopédicas, artículos y reportajes. Aportó su inagotable sabiduría para el conocimiento del balompié y de otros muchos deportes.

As está de luto. Bernardo Salazar y Acha (Madrid, 1942) falleció este martes en la capital. Este “madrileño de la calle Serrano”, como se definió alguna que otra vez, fue el mejor historiador de fútbol de este país. Ni más ni menos. Su prodigiosa memoria, llena de historias, curiosidades y anécdotas, albergaba toda una enciclopedia de fútbol, ciclismo y otros deportes con los que disfrutaba enormemente.

Bernardo era del Atleti. Era y sentía al Atleti. No en vano, su abuelo, Eduardo de Acha, fue el segundo presidente del conjunto rojiblanco. Recolector de los archivos más insospechados, corregía a todo aquel que escribiese algo erróneo. No dudaba en ponerse en contacto con algún personaje para conocer tal o cual dato. Minucioso hasta límites insospechados, mandó un ejemplar completamente corregido de su puño y letra del primer fascículo de una historia del Madrid que publicaba un diario madrileño. Admirador del deporte universal y español, siempre quiso dar a conocer aquellas historias que habían pasado por ciertas cuando eran erróneas. Desentrañaba las historias que le llegaban con una inenarrable pasión, fe inquebrantable e infinita paciencia de cirujano.

Padre de tres hijos (Bernardo, Borja y Alejandra, de la que no se perdía ningún partido de pádel), había estudiado en la Universidad Complutense de Madrid. Se licenció en Económicas y era técnico en publicidad de reconocido prestigio y amplia experiencia. Pero supo convertir su temprana afición por el universo deportivo, y sobre todo, el futbolístico, en una forma de vida. Descanse en paz.