Iniesta no desvela su futuro: "Cualquier escenario que no sea Europa"

BARCELONA

Iniesta no desvela su futuro: "Cualquier escenario que no sea Europa"

"Voy a cumplir 34 años. Me he exprimido y me he dejado por este club". El centrocampista no confirmó que se marcha al fútbol chino.

Barcelona

Iniesta aceptó preguntas de los medios pero no desveló su futuro. "Cualquier escenario que no sea Europa". Y la realidad de su adiós: “Voy a cumplir 34 años. Me he exprimido y me he dejado por este club".

—¿Qué le ha dado el Barça y qué se han dado?

—Nos hemos dado todo a mí y a mi familia. Con el esfuerzo que hay que hacer, 22 años después estoy aquí y me siento orgulloso y en paz conmigo mismo. Mi único objetivo era triunfar en este club y lo he conseguido y no hay nada más feliz. Le he dado todo lo mejor que he tenido. A nivel deportivo, a nivel humano, de intentar lo que representa este maravilloso club. Y eso es muy bonito.

—¿Con qué momento se queda?

—Es difícil quedarte con uno. He tenido la oportunidad de vivir momentos mágicos pero siempre me quedo con el día de mi debut en Brujas. Todo lo que pasó era un sueño y se convirtió en una realidad. Hay muchos títulos, muchas situaciones.

—Le han intentado convencer de que cambie de opinión?

—He hablado con mucha gente: con compañeros, con el presidente, con el míster, con directivos. No hace falta que me digan que quieren que esté aquí porque es un deseo. Pero siempre he intentado transmitirles en los últimos meses que quería llevar los tiempos de lo que es mi vida. Ser honesto conmigo y con el club y esa es la principal razón por la que mi etapa acaba aquí. Me he tomado este año como si fuese el último y todo ha ido francamente bien a nivel individual y colectivo y eso es lo que más me gusta de este año.

—¿Cómo ha sido el proceso interno de decidirlo?

—Es un proceso largo. Son meses. Llevo toda mi vida aquí y es normal. No es fácil. El día que renové le agradecí al club la oportunidad que me daban de decidir si estaba para seguir o no. El club me dio la confianza porque consideran que soy honesto. No iba a estar feliz si no pensaba que lo iba a dar todo.

—¿Sabe dónde va?

—No está todo cerrado. Hay cosas por hablar. Cosas distintas. Lo único que siempre he dicho que no competiría nunca contra mi club. Cualquier escenario que no sea Europa puede ser y cuando toque pues ya sabremos el lugar.

France Football ha pedido perdón por no darle el Balón de Oro. ¿Acepta su disculpa?

—No tengo nada que comentar al respecto o nada que no haya dicho otras veces. No es ninguna espina o no el no ganar un Balón de Oro. Estar ahí presente y en el momento que estuvimos Xavi, Leo y yo fue algo mágico y mi percepción del fútbol o de la felicidad no varía si tengo o no un Balón de Oro. Me quedo con el respeto de todo el mundo y de la gente más cercana. A todo el mundo le gustan los premios pero no me hace cambiar mi opinión. No veo más allá de eso.

—¿Qué le atrae de buscar otra aventura?

—Mi momento. No quiero engañarme ni engañar a nadie. Voy a cumplir 34 años. Me he exprimido y me he dejado el alma por este club. Me conozco, sé cómo soy y de aquí en adelante y por momentos de ley de vida, todo iba a costar algo más. Le he dado todo a este club y no me sentiría feliz si siento que no le doy lo mejor. Es ley de vida. Se abrirán otras cosas, otras ilusiones, otros retos. Intentaré seguir igual.

—De cara al club, existe la sensación de que deja un vacío imposible de llenar.

—Son muchos años, muchos momentos. Es bonito sentir el respeto de la gente pero se han ido muchos jugadores. Se irá Iniesta y el Barça seguirá jugando bien y ganando. El fútbol sigue y la vida sigue. Hay que escoger bien el momento. Afortunado y orgulloso de haber estado toda mi vida aquí.

—Con su marcha, ¿se puede continuar jugando bien y ganando?

—Somos muchos jugadores de la casa que hemos vivido mucho y no es fácil seguir aquí. Diría todos los que están aquí que tienen que continuar este legado. Seguirán ganando y desde lejos me alegraré como si estuviese aquí.

—Usted pasó unos primeros años complicados. Teniendo en cuenta que hay muchos jugadores que esperan su oportunidad, ¿su legado es dejar un mensaje a estos jóvenes?

—Los tiempos han cambiado. No puedo hablar por cada caso de los chavales. Vine con 12 años, di un paso importante y tenía entre ceja y ceja triunfar aquí. Costó pero mi deseo era ese. El club debe ser consciente de que su cantera debe ser un valor muy importante para cuidar. Para mí es difícil definir cada caso. Tenía el deseo de triunfar y lo conseguí.

—¿Volverá al Barça?

—Me voy tres años y vuelvo para jugar… Es broma. Hoy es un día muy emotivo. Llevo semanas pensando este momento. Esta temporada no ha acabado, nos falta el último paso para ganar LaLiga. Quiero acabar con el doblete, jugar el Mundial y de ahí a dar pasos.

—¿Cómo vivirá estos últimos partidos con la camiseta del Barça?

—Nunca he esperado nada ni he querido que me reciban de una manera u otra. La gente siempre me ha mostrado mucho cariño. Es único y mágico lo que ha pasado.

—¿Qué recuerdo se lleva de los entrenadores?

—De todos me llevo un gran recuerdo. Soy un afortunado de mis compañeros, de los entrenadores. Y les doy las gracias. Es un recuerdo bonito y he intentado que me sirviese para ser mejor jugador y mejor persona.

—¿Qué recuerda del día de su llegada?

—Fue emotivo pero fue terrible porque me quedé solo aquí. Fue duro como sabéis que he dicho muchas veces. No es fácil separarte de tu familia pero ha merecido la pena tanto sacrificio. Cuando uno quiere no puede estar exento de trabajo. Es lo más gratificante hoy.

—¿Qué ha supuesto compartir estos años con Messi?

—Para mí ha sido y sigue siendo un honor y un privilegio compartir día a día con él y tantos momentos mágicos. Entiendo que no hay otro como él y veo muy difícil que lo haya. Leo es una parte fundamental para que este equipo opte a ganar los títulos y como compañero y como futbolista estar tanto tiempo a su lado ha sido único y ha sido mágico.

—¿Cómo quiere ser recordado por el barcelonismo?

—Es fácil. Me gustaría ser recordado como un gran futbolista y como una gran persona. Al final, el fútbol pasa y lo que nos queda a todos son las personas. El trato que has tenido con la gente, con los compañeros y con el día a día. Ese es mi deseo o es lo que he intentado. Ser un gran jugador, un gran deportista y una gran persona. He intentado representar a este club de la mejor manera posible.

0 Comentarios

Normas Mostrar