Temas del día

Empate para seguir en el pozo

SEVILLA ATCO - CÓRDOBA

Empate para seguir en el pozo

Reparto de puntos que no les sirve a ninguno de los dos equipos en su lucha por salir de la parte baja de la tabla.El filial tuvo el triunfo en el minuto 89.

Reparto de puntos que no sirve ni al Sevilla Atlético ni al Córdoba para salir de la difícil situación en que se encuentran. El filial sevillista fue mejor y pudo ganar por ocasiones ante el cuadro de Merino, que no pudo ganar ni jugando con uno más gran parte de la segunda parte. Fue un partido para remarcar las sensaciones que desde hace tiempo ofrece un Córdoba muerto y sin capacidad para nada más, ante un Sevilla que por calidad y ganas, no ha dicho su última palabra a pesar de que la salvación también le queda lejos.

El Sevilla pudo haberse ido al descanso ganando el partido de no haberse topado con un extraordinario Kieszek. El portero del Córdoba fue el gran protagonista de su equipo con tres intervenciones de auténtico mérito. Marc Gual y Curro volvieron locos a los defensores blanquiverdes cada vez que se acercaron a las inmediaciones del área.

Enfrente un Córdoba con buenas intenciones que se quedaban solo en eso. Poco orden atacante y despistes defensivos que pudieron costar varios disgustos. Solo Galán y Fernández parecieron estar metidos en el partido con sus continuas llegadas por las bandas,aunque sin crear peligro.

Tras el descanso la decoración por completo a los 50 segundos. Una extraordinaria jugada de Jaime Romero por la banda derecha la acabó rematando Jona en el segundo palo para adelantar al Córdoba. De pronto se puso todo de cara para el equipo de Merino, que incluso vio como el Sevilla se quedaba con un jugador menos por la expulsión de Matos tras una tarascada a Fernández.

A partir de ahí, el choque entró en una dinámica de intercambio de golpes en la que pudo pasar de todo. Jona tuvo el segundo para sentenciar pero una vez más esta temporada, el delantero cordobesista la mandó a las nubes cuando lo fácil era meterla.

A falta de un cuarto de hora llegó el tanto del empate, obra de San Emeterio a la salida de un córner. El sevillista remató sin la más mínima oposición en el área pequeña para hacer justicia en el marcador. De nuevo, la defensa visitante evidenció el porqué son el equipo más goleado, de largo, de la categoría.

Los últimos minutos fueron emocionantes por la incertidumbre en el marcador, aunque lo cierto es que unos y otros demostraron por qué están en la cola de la tabla.

El filial tuvo el triunfo en el minuto 89 pero una vez más Pozo se topó con el mejor jugador del Córdoba: Pawel Kieszek.

Será fácil que este partido se repita el año que viene en Segunda B, aunque a nivel de sensaciones, el Sevilla Atlético se quedó con mejor de boca y con un punto más de esperanza. Los cordobesistas, sin alma una semana más, firmaron su sentencia de muerte.

0 Comentarios

Normas Mostrar