El Espanyol, con más catalanes y canteranos que el Barcelona

ESPANYOL

El Espanyol, con más catalanes y canteranos que el Barcelona

Quique y el grupo.

RCDESPANYOL

El 46,5% de jugadores del primer equipo han pasado por el filial perico antes. Los azulgrana tienen seis catalanes, por 12 del conjunto blanquiazul.

Barcelona

El Espanyol de la temporada 2017-18 será el más canterano desde que empezaron a ascender las primeras hornadas del filial, creado en la campaña 1995-96. Aquella Quinta de la Intertoto fue el primer gran logro de un club que siempre ha contado con segundos equipos que le han abastecido, como L’Hospitalet más recientemente o la Penya Saprissa en los años 20 y 30. Nunca antes habían cohabitado 12 jugadores salidos del filial perico en una misma plantilla. Eso supone que el 46,5% de los jugadores se han criado, al menos, en una Ciudad Deportiva que se ha ido convirtiendo poco a poco en vivero de talentos. Hay once canteranos puros, formados en alguna de las categorías del fútbol base, y el decimosegundo es Javi López, otro que antes de jugar en el primer equipo se curtió en el B.

Algunos tuvieron que salir en épocas de telarañas en la economía del club. Pero siempre han priorizado volver a la que fue su casa. Dídac, Darder y Sergio Sánchez son un ejemplo en estos últimos días frenéticos de mercado. Como en su día regresaron David López o Gerard Moreno.
La columna vertebral o el espinazo del Espanyol de Quique formará ahora un triángulo cien por cien perico. Los tres han retornado y son de cuna. David López, Darder y Gerard, a los que hay que sumarle Aarón Martín, forman el sostén de un equipo que quiere dar el salto sin fichajes de relumbrón, pero con futbolistas identificados con la causa. Estos tres futbolistas serán el engranaje de la plantilla este curso.

El Espanyol puede presumir de otro dato que rompe también clichés sobre la catalanidad del club, que siempre se pone en duda en comparación con el FC Barcelona, el “ejército desarmado de Cataluña”, como bautizó Manuel Vázquez Montalbán. Hasta 12 catalanes tienen los blanquiazules, por solo la mitad del club azulgrana y ocho del Girona, el nuevo club catalán que compite en Primera. Una tendencia que en las últimas temporadas se ha desequilibrado en favor de los pericos, que han encontrado en su cantera y en el acoplamiento de otros jugadores con pasado azulgrana, como Víctor Sánchez o Sergio García, un rendimiento y una implicación como si fueran de la casa.

Desde la campaña 1997-98, cuando empezaron a ascender jugadores del Espanyol B, solo hay tres precedentes en los que la cantera llegó a cubrir al menos diez fichas de la primera plantilla. En el curso 2006-07, en el que se logró con Ernesto Valverde el subcampeonato de la UEFA. Dos años después, un curso ciclotímico en el que Mauricio Pochettino logró evitar el descenso a Segunda. Gracias, en buena parte, a la implicación de jugadores como Dani Jarque, Sergio Sánchez, David García o Moisés Hurtado, al margen de Raúl Tamudo.

El último precedente fue el segundo año de Cornellà-El Prat. Pochettino le dio dorsal a 11 canteranos. El Espanyol ya no se entiende sin Sant Adrià.

0 Comentarios

Normas Mostrar