Estás leyendo

1x1 del Madrid: tributo de Cristiano a Santiago Bernabéu

ASTV

Real Madrid

1x1 del Madrid: tributo de Cristiano a Santiago Bernabéu

El portugués acabó con su sequía en el Trofeo con un golazo. Su diana le dio el 27º título al Real Madrid. Mayoral anotó el primero del conjunto blanco. Veretout adelantó a la Fiorentina.

KIKO CASILLA: Presencia. Primeros minutos del guardameta catalán en su estadio en la presente temporada. No pudo hacer nada en el gol de Veretout, minuto 3. Participó en la jugada tonta del partido. Un remate de chilena de Astori en un saque de esquina le golpeó en el antebrazo tras rechazar en el larguero. Todavía no ha comparecido en un partido oficial en los que llevamos de curso. Su figura será importante para conseguir el reto del Sextete. En el intermedio dejó su sitio en la portería a Luca Zidane.

ACHRAF: Realidad. El canterano debutó con la elástica madridista en el Santiago Bernabéu. El lateral derecho marroquí estrenó su condición de jugador del primer equipo ante la Fiorentina. No desentonó. Cumplió con su cometido en defensa y se sumó al ataque con desparpajo. Invadió el área rival en repetidas ocasiones. Ha llegado al primer equipo para quedarse. Achraf ya es una realidad.

SERGIO RAMOS: Capitán. El central formó parte de la alineación titular. No tuvo excesivo trabajo. Batalló en algunos compases con Gio Simeone, discípulo del Cholo, pero el camero impuso su veteranía. Sergio Ramos no podrá liderar la defensa madridista el domingo ante el Valencia. El Comité de Competición confirmó su sanción de un partido por la expulsión en Riazor. Regresará en la tercera jornada, tras el parón por los compromisos internacionales, frente al Levante. Fue sustituido en el descanso. Tejero cubrió su puesto.

NACHO: Seguro. Un futbolista que nunca se arruga. Siempre defiende el escudo con honestidad. Preparado para la causa cuando el equipo lo necesita. Comandó la defensa junto a Sergio Ramos. Formará con Varane la pareja de centrales titulares ante el Valencia. Estuvo cerca de marcar con un testarazo que se marchó ligeramente desviado por encima del travesaño. Su actividad finalizó tras los primeros 45'. Manu Hernando entró en su lugar.

THEO HERNÁNDEZ: Gacela. El lateral francés dejó algunos destellos de su gran potencial. Primer partido como titular con la zamarra blanca. Cabalgó por el flanco izquierdo con descaro. Cuando arranca la maquinaria es prácticamente imparable. Tiene una zancada portentosa. Llegó hasta línea de fondo y conectó con Cristiano Ronaldo en el segundo gol. Zidane puede estar tranquilo, aquí hay un recambio de garantías para Marcelo.

MARCOS LLORENTE: Recuperador. Conoce su misión y la ejecuta. Fue el nexo de unión entre la zaga y el centro del campo. Roba, piensa y distribuye. Persigue a los rivales sin descanso hasta que la pelota regresa a sus dominios. Los centrocampistas italianos sufrieron su insistencia. Dejó un pequeño adelanto de lo que puede aportar al equipo. Está dispuesto a luchar por un puesto en el Real Madrid. Casemiro le sustituyó en el 72'.

CEBALLOS: Clase. Todavía no está maduro, pero sus aptitudes permiten adivinar cualidades de un gran pelotero. En el minuto 13 sacó a relucir su calidad. Generó el asombro del respetable con un regate en la salida de la presión. No le quema el balón en los pies. Tiene personalidad y mimbres para triunfar en la Casa Blanca. En el 72' fue sustituido por Toni Kroos.

ASENSIO: Genio. No le hace faltar anotar un golazo para ganarse a la afición. El Bernabéu se rindió hace tiempo al balear. El '20' responde a ese cariño con su fútbol. De sus botas nació la jugada del primer gol. Recibió en el medio del campo, cruzó la línea divisoria y habilitó a Cristiano, que luego asistió a Mayoral. Cada día tiene más galones sobre el césped. Botó todas las jugadas a balón parado hasta que abandonó el césped en el 62'. Aquí hay un proyecto de Balón de Oro.

LUCAS VÁZQUEZ: Desborde. Volvió a jugar pegado a la banda derecha. Su demarcación, sobre la pizarra, fue la de interior derecho. No importa dónde le sitúen. Atacó como un extremo y replegó cual carrilero. Incansable. Continúa jugando con la misma ilusión que el primer día. Ya sea la final de Champions, como en Milán, o el Trofeo Bernabéu, para Lucas siempre es un orgullo vestir la zamarra del Real Madrid. Abandonó el terreno de juego en el 72'.

CRISTIANO RONALDO: Leyenda. El gran atractivo de la noche. El coliseo blanco volvió a disfrutar de su máxima estrella. Tenía una espina clavada con el Trofeo Bernabéu. Nunca había marcado en este torneo. Acabó con el maleficio a lo grande. Disparo inapelable que se coló por la escuadra izquierda viola. Recibió en la izquierda, dribló a su marcador y el resultado de la jugada ya lo conocen. ¿Recuerdan el golazo del Camp Nou en la ida de la Supercopa? Muy parecido. Antes ya había asistido a Mayoral en el primer tanto merengue. Encaró a su par en la parte izquierda del área grande, doble bicicleta y pase medido al segundo palo para asistir al canterano.

BORJA MAYORAL: Olfato. Tardó tan sólo siete minutos en inaugurar su cuenta realizadora. Empujó en boca de gol un centro raso de Cristiano Ronaldo. Bien colocado, estaba en el lugar dónde debe habitar un delantero centro. Es un ariete de área, una versión contrapuesta a Benzema. Se asoció con Cristiano, forcejeó con los centrales y demostró sus ganas de triunfar en el equipo de su corazón. Bale ocupó su demarcación en el 72'.

SUSTITUCIONES

LUCA ZIDANE: Debutante. El aprendiz del técnico madridista saltó al terreno de juego en el intermedio para sustituir a Kiko Casilla. Apenas tuvo trabajo. La Fiorentina no le exigió durante su estancia sobre el césped. El tercer portero del Real Madrid tendrá la oportunidad de seguir creciendo esta temporada en el Grupo I de Segunda División B con el Castilla.

TEJERO: Comodín. El Nacho del Castilla. Futbolista versátil que tiene la capacidad de jugar en todas las demarcaciones de la línea defensiva. Frente a la escuadra viola ocupó el puesto de central diestro. No parecía un canterano. Consiguió detener las tímidas embestidas italianas con aparente facilidad. Ya debutó la campaña pasada en el feudo merengue ante la Cultural Leonesa en la Copa del Rey. 

MANU HERNANDO: Estreno. Un nuevo canterano saltó a escena en el intermedio. Ya disfrutó de minutos durante la Gira Americana. Fue uno de las baluartes del Juvenil A de Guti la pasada temporada. Debutó en el Santiago Bernabéu con el dorsal número 27 a su espalda. Se mostró seguro en defensa y tranquilo a la hora de sacar el esférico jugado.

CASEMIRO: Incansable. Juega hasta los amistosos. No quiso perderse el homenaje a Don Santiago Bernabéu. Ocupó su demarcación habitual. Ayudó a los mirlos de La Fábrica en tareas defensivas y ofreció su apoyo en la salida de la presión. Ya tiene la mente puesta en el Valencia. 

KROOS: Sutileza. Jugó poco. El equipo no requirió de sus servicios para hacerse con el Trofeo Bernabéu. Necesitaba descanso después de disputar todos los minutos de ambas Supercopas y de cerrar la goleada en Riazor. El conjunto ché, próximo objetivo del arquitecto alemán.

ISCO: Profesor. Domina el centro del campo como pocos jugadores. Compareció pocos minutos sobre el verde. Disfrutó de un merecido descanso tras su gran arranque de curso. Se asomó al área rival, gambeteó y 

ÓSCAR: Promesa. Uno de los mayores talentos emergentes de La Fábrica. Tiene un golpe de balón exquisito. Su mayor virtud es el lanzamiento de falta desde media distancia. Sutil y atrevido. Ocupa la posición de medio centro. Milita en el Castilla de Solari, pero su mayor valedor es Guti. Disfrutó de 18 minutos en el que puede ser su futuro estadio.

BALE: Intermitente. No tuvo tiempo de brillar. Zidane le dosificó. Ingresó en el 72' y apenas participó en el juego del equipo. El partido estaba dormido. El galés tendrá una nueva cita con su estado el domingo. 

0 Comentarios

Normas Mostrar