ESPANYOL

Tamudo desnuda su alma de barrio en un documental

'Marcats per Tamudo' repasa su brillante trayectoria, pero sobre todo momentos íntimos, con el protagonista y sus allegados. TV3 lo emitirá el domingo (19:50 horas).

Tamudo desnuda su alma de barrio en un documental
GORKA LEIZA DIARIO AS

Raúl Tamudo sonríe y desliza, ante la pantalla: “Este programa lo patrocina kleenex, ¿verdad?”. Es uno de los momentos del documental ‘Marcats per Tamudo’ (Marcados por Tamudo), que TV3 emitirá este domingo día 9 (19:50). Un instante que refleja la emotividad de muchos de los pasajes, así como la naturalidad que su protagonista destila durante los casi 60 minutos de metraje. Y esa misma picardía que marcó su carrera, que ahora sirve para desnudar su lado más humano, y desconocido incluso para la mayoría de seguidores de la leyenda del Espanyol.

Con una cena entre amigos —con Sergio González, De Lucas o Capdevila, entre otros— como hilo narrativo, el documental va repasando su vida dentro y fuera de los terrenos de juego. Por supuesto, aparecen las dos Copas del Rey que conquistó como perico, se habla de la final de la Copa UEFA de 2007 y se repasa la trascendencia del ‘Tamudazo’  —”un día para la historia”, resume el exwaterpolista y amigo Ballart—. También se profundiza en su frustrado fichaje por el Glasgow Rangers, en 2000. “¡Menos mal! ¿Allí dónde íbamos a comer potaje?”, bromean sus padres, Paqui y José.

Pero sobre todo se adentra ‘Marcats per Tamudo’ en la persona. En su pasión por el boxeo, el snowboard y el paddle surf. En anécdotas como cuando intentó que un amigo se hiciera pasar por él para sacarse el permiso de conducir. O en el día en que le comunicó a su padre que dejaba los estudios, prometiéndole que si a los 21 años no había triunfado, volvería a meterse entre libros. Y, después de lágrimas, risas y muchas emociones, el documental termina con el exjugador llevando al fútbol y mimando a su hijo, Eric. Al fin, como reconocía el propio Tamudo ayer tras el preestreno del documental en el RCDE Stadium, “es algo para toda la vida”.