REAL MADRID

El Madrid se conjura de cara a la final con una barbacoa

La plantilla disfrutó de un encuentro familiar tras el entrenamiento del sábado, con jugadores y seres queridos compartiendo un almuerzo montado por Zinedine Zidane.

EFE

La plantilla del Real Madrid cerró la primera semana de preparación de la final de la Liga de Campeones que el 28 de mayo disputa ante el Atlético de Madrid, con un encuentro familiar tras el entrenamiento del sábado, con jugadores y seres queridos compartiendo un almuerzo montado por Zinedine Zidane.

El Real Madrid cierra su semana de trabajo pendiente del estado del colombiano James Rodríguez que arrastra una leve sobrecarga muscular, con Alvaro Arbeloa con pocas opciones de despedirse en el campo o el banquillo por un esguince de rodilla y el portugués Cristiano Ronaldo midiendo sus esfuerzos en las sesiones para llegar en plenitud de condiciones a la cita.

El club madridista guarda con recelo la información del último entrenamiento, completado a puerta cerrada y no ofrece, como es habitual, los detalles del trabajo y las novedades en una mañana en la que Cristiano Ronaldo volvía a trabajar con sus compañeros tras rebajar el ritmo en la sesión del viernes.

Zidane pudo ensayar con todos los integrantes del equipo titular que tiene en mente para buscar la Undécima Copa de Europa -Keylor Navas, Carvajal, Pepe, Sergio Ramos, Marcelo, Casemiro, Kroos, Modric, Bale, Cristiano Ronaldo y Benzema-, y satisfecho con el trabajo completado en los últimos días, ha concedido dos días libres a sus futbolistas.

La plantilla del Real Madrid celebró una comida de confraternización en la ciudad deportiva de Valdebebas, con la presencia incluso de familiares de jugadores y trabajadores, buscando unión antes del momento que marca la temporada. Los jugadores podrán desconectar de la presión del partido con dos días libres y hasta el martes no se centrarán de lleno en la final de Milán.

Será el día abierto para la presencia de medios, con declaraciones de jugadores desde las 10:15 horas y la vuelta a los entrenamientos desde las 11:00, con el primer cuarto de hora abierto a medios de comunicación que están pidiendo su solicitud al club desde numerosos países en los que se verá la cita de Milán.