ESPANYOL

Una gira por Bolivia de 19.820 km. y un reto añadido: la altitud

El primer partido será en Santa Cruz. En Cochabamba jugarán a 2.558 m: algunos clubes, como River o el propio Blooming, lo contrarrestaron con Viagra.

Una gira por Bolivia de 19.820 km. y un reto añadido: la altitud
RCD ESPANYOL

En Santa Cruz de la Sierra, ciudad que debe su nombre al pueblo natal de su fundador, el explorador extremeño Ñuflo de Chaves, se encuentra ya la expedición del Espanyol, que aterrizó a primera hora de la tarde del miércoles (horario peninsular español) tras recorrer los primeros 9.434 kilómetros de su mini-gira por Bolivia. Esta próxima madrugada (02:00 en España) se medirá al Blooming, en el primero de los retos contra condiciones a las que los pericos lógicamente no están habituados.

Por suerte, la altitud del estadio donde disputarán el primer encuentro, el Ramón Tahuichi Aguilera Costas, a 429 metros sobre el nivel del mar, no representará problema alguno. Acaso sí lo será el “césped irregular” que Xabier Azkargorta explicó a AS que presentará la sede de Blooming. El auténtico desafío se vivirá en la madrugada del sábado al domingo, cuando el Espanyol se mida al Bolívar en Cochabamba. Además del terreno de juego, allí se encontrarán a 2.558 metros de altitud. Además de las clásicas aspirinas para reducir la cefalea e incluso la cafeína, que al ser un estimulante retrasa la aparición de fatiga, algunos clubes han hallado otro remedio: el sildenafil, más conocido como Viagra.

Aunque parezca rocambolesco, el propio Blooming —sin ir más lejos, hace un mes— o clubes internacionales como River Plate —el año pasado, al disputar la Copa Libertadores en la también boliviana localidad de Oruro— echaron mano de este remedio, ya que aumenta el oxígeno en sangre que se pierde con la altitud. Cabrá ver si el Espanyol copia esta pauta o sigue otras igual de válidas.

Entre los viajes a Santa Cruz, Cochabamba y las escalas en Madrid, los pericos habrán recorrido 19.820 kilómetros cuando el martes próximo regresen a Barcelona e inicien sus vacaciones.

El Blooming, obligado a jugar con sus titulares

Tenía ganas Blooming de que llegase el partido que la próxima madrugada (las 20:00 horas en Bolivia, las 2:00 en la península ibérica) les enfrentará al Espanyol. No en vano, tienen los bolivianos ganas de revancha después de que en la ida de esta Copa Internacional Cine Center, el pasado 12 de noviembre en Sant Adrià, los pericos les derrotaran con un solitario gol de Salva Sevilla.

El Blooming se halla inmerso en la lucha por una plaza para la Copa Sudamericana a través de la Liga boliviana, a la que le restan dos jornadas y en la que ya no puede fallar más tras el empate ‘in extremis’ del pasado domingo (1-1) ante el Oriente Petrolero, su eterno rival. Es por ello que Hernán Boyero, su técnico, tenía previsto dar minutos a los menos habituales contra el Espanyol. Sin embargo, la empresa organizadora del partido le avisó de que deberá alinear a los teóricos titulares por contrato.

Es curioso que, respecto a ese choque disputado hace seis meses en la Ciudad Deportiva , no siguen los entrenadores de uno y otro equipo: ni Erwin Sánchez, que se marchó a Boavista, ni Sergio González, que fue destituido. Y por poco se lo pierde también Constantin Galca.