GRANADA 0 - BARCELONA 3

La temporada mágica de Suárez: 40 goles, Pichichi y Bota de Oro

El uruguayo, además, ganó el Balón de Oro del Mundial de Clubes y completa un año mágico. Su reto es cerrarlo en la Copa América.

LALIGA

Dijo Luis Suárez que ninguno de sus goles, 40 al final de la Liga, tendría valor en la temporada 2015-16 si el Barça no era campeón. Pero al final, su ambición desmesurada tuvo premio. Es un año especialísimo para Suárez, el mejor de su carrera. Después de su episodio en el Mundial con Chiellini, todo le ha marchado sobre ruedas. Zubizarreta no se echó atrás pese a la sanción que le impuso la FIFA y firmó por el Barça. Debutó con el club azulgrana el 26 de octubre de 2014 con los azulgranas en el Bernabéu y después de un primer curso de trabajo solidario y triplete colectivo, ha explotado. Suárez ha ganado por primera el trofeo Pichichi con y eso además le ha permitido conquistar la Bota de Oro por segunda vez en su carrera. En su última temporada en el Liverpool, 2014, compartió el galardón con Cristiano Ronaldo con 31 goles. Suárez supera además los registros de Hugo Sánchez y Zarra, que alcanzaron los 38 goles en la Liga. Cuando el mexicano alcanzó los registros del jugador del Athletic resultó algo estratosférico. Messi llegó a alcanzar los 50 tantos. 

Suárez completa así un año en el que también fue nombrado Balón de Oro en el Mundial de Clubes después de marcar un hat-trick al Guangzhou en semifinales y dos goles al River Plate. Así, fue el mejor jugador del torneo y el máximo goleador. Su sueño ahora está en la Copa América (“somos Uruguay y estamos obligados a intentar ganarla”). Después de ser ignorado por la FIFA en la elección para el Balón de Oro (no fue incluido entre los 25 finalistas) del curso pasado, tiene serias posibilidades de alcanzar uno de los tres primeros puestos del podio en la elección a mejor jugador del mundo.