ESPANYOL

Bielsa, principal aspirante a ser el próximo técnico del Espanyol

Según 'Tiempo de Espanyol', el argentino ha rechazado ofertas a la espera de que el equipo se salvase. Ya lo ha hecho. Montanier, Jémez y Sampaoli, otras opciones.

Bielsa, principal aspirante a ser el próximo técnico del Espanyol
JEAN-PAUL PELISSIER REUTERS

Marcelo Bielsa podría convertirse en el entrenador del Espanyol para la temporada 2016-17. Según adelantó este domingo el programa 'Tiempo de Espanyol', el argentino es el mejor colocado para suceder en el banquillo a Constantin Galca. La lista la completarían Philippe Montanier, Paco Jémez y Jorge Sampaoli.

Las conversaciones del Espanyol con Bielsa habrían arrancado ya durante el mes de enero, e incluso según estas informaciones el técnico habría rechazado otras ofertas en estos últimos meses a la espera de que el equipo perico estuviera matemáticamente salvado, condición que se ha dado precisamente este domingo pese a la derrota ante el Barcelona por 5-0. La idea del preparador sudamericano sería la de convertirse en mánager, por lo que Ángel Gómez continuaría en su actual cargo de secretario técnico y no sería director deportivo. Bielsa ya fue entrenador del Espanyol en 1998, aunque se marchó cuando la federación argentina le presentó una oferta para dirigir a su selección.

En cuanto a Montanier, según 'Tiempo de Espanyol', había sido sondeado ya tras la destitución de Sergio González, en diciembre, y este domingo estuvo 'in situ' siguiendo el derbi del Camp Nou, si bien no habría ninguna reunión prevista. Con Jémez, las dudas del Espanyol serían sobre su carácter y también existe incertidumbre sobre su decisión, ya que el Rayo Vallecano todavía no ha asegurado la permanencia y no los dejaría en caso de descenso. Finalmente, la barrera con Sampaoli es económica: habría descartado una oferta de Catar en la que le ofrecían 12 millones de euros, si bien su intención es entrenar en la Liga española.

Sólo seguirían una decena de jugadores

Asimismo, el espacio perico informó de que la intención del Espanyol es que el próximo curso sólo sigan una decena de jugadores de la actual plantilla. Al resto se les buscará una salida, ya sea a través de traspasos, cesiones o, directamente, rescisiones.