REAL VALLADOLID

El Valladolid ganó la mitad de sus visitas a Vitoria en Segunda

A los blanquivioletas se les da bien el campo alavesista en la categoría de plata. De las 19 visitas, entre Primera y Segunda, siete triunfos y 10 derrotas.

Valladolid
0
El Valladolid ganó la mitad de sus visitas a Vitoria en Segunda
PAULINO ORIBE DIARIO AS

El Alavés, que ahora lleva tres meses sin ganar en Mendizorroza, ha sido anfitrión del Valladolid a orillas del Zadorra en 19 ocasiones, con un balance de siete victorias visitantes, dos empates y 10 triunfos locales. Si sólo miramos la estadística de los enfrentamientos en Segunda División, se podría deducir que Mendizorroza es un campo abonado para los intereses castellanos, ya que ha logrado seis victorias y un empate en 12 visitas.

Siguiendo en la categoría de plata, pero repasando los últimos cinco choques en tierras alavesas, el Real Valladolid los ha ganado todos de forma consecutiva. La última visita el año pasado por estas fechas (31-5-15) acabó con 0-2 en un partido intrascendente para ambos equipos, pues los vascos con Alberto en el banquillo estaban salvados y el Valladolid de Rubi tenía el playoff asegurado; los goles los marcaron Roger de penalty y Pereira, y Mendizorroza despidió a su equipo con una gran ovación en un día de fiesta en Mendizorroza.

La campaña 2006-07 dejó un 1-2 con Mendilibar en el banco castellano, goles de Marcos y Borja, con el Real Valladolid ya ascendido en esa jornada 40. Llamativo fue también el 2-4 que abrió la liga de 2004-05 de la mano de Kresic con tres goles de Aritz Aduriz y otro de Óscar Sánchez (De Lucas y Thiaw marcaron para el conjunto vitoriano) con este once titular: Bizzarri; Chema, Robles, Óscar Rodríguez, Marcos; Ricchetti, Mateo, Iván Zarandona, Óscar Sánchez; Sousa y Aduriz (también jugaron Hornos, Jonathan y Xavi Moré). La victoria más contundente de los visitantes llegó en la campaña 1979-80 con un 0-5 que firmaron Gail, Ramírez y tres goles de Rusky, con Eusebio Ríos en el banquillo; esa campaña el Valladolid ascendió a Primera.
La primera de esas cinco victorias consecutivas en Segunda División fue por 1-2 en la campaña 1977-78 con Pachín en el banquillo visitante y los dos tantos marcados por Pepe Moré (el primero en el minuto 5 de penalti) y Quiles fue el autor del tanto para los vascos. El balance de goles total, sumando ambas categorías, es de 32 tantos en su estadio para el Alavés y 42 para el Valladolid en Mendizorroza.