Euroliga
Alba Berlin ALB

-

Olympiacos OLY

-

Zalgiris ZAL

-

Estrella Roja RED

-

EL EMBAJADOR DE FRANCIA VISITA AS

“En la Eurocopa no habrá partidos a puerta cerrada”

El embajador francés Yves Saint-Geours, de visita en AS, confirma la seguridad del torneo. Valores: “El terror no puede acabar con la libertad, la igualdad y la fraternidad”.

El embajador de Francia en España visitó la Redacción de AS a menos de cien días del comienzo de la Eurocopa. “El torneo será la fiesta de la libertad y la unión. La manifestación de los valores de Europa y de Francia, la libertad, la igualdad y la fraternidad, por encima del terror”. Yves Saint-Geours anima “a la afición de España a visitar Francia con alegría e ilusión” y garantiza que su país “será un espacio seguro”. “Ni siquiera nos planteamos hacer un solo partido a puerta cerrada. Eso sería el triunfo del terror sobre la democracia”.

Francia ha sido la última pieza de Europa en ser golpeada por el terrorismo. Los atentados de enero de 2015 contra la revista Charlie Hebdo y los del pasado noviembre que dejaron 137 muertos en París pusieron en jaque al país, que sigue en estado de máxima alerta. “Hemos aumentado el gasto en seguridad en ochocientos millones de euros. La Policía, el Ejército y la seguridad privada contratada son muy visibles en todas nuestras ciudades, es muy difícil atentar..., pero es cierto que el terrorismo es nuestra preocupación. Esa inquietud no puede frenarnos, no puede hacernos cambiar de estilo de vida. España ha sufrido el problema durante años y sabe bien de lo que hablamos. La experiencia de España con el terrorismo ha sido muy útil para Francia y alguno de los expertos que nos asesoran en la materia son españoles”.

El embajador recuerda que “España siempre ha estado al lado de Francia, y no sólo en la colaboración policial y de los servicios de inteligencia, también desde el corazón y la solidaridad”. “Pocos días después de los atentados del 13 de noviembre un taxista madrileño me contó según me llevaba a mi residencia que había dejado flores en la puerta de nuestra embajada. Eso me llegó al corazón. Es la prueba de que nuestros países sufren juntos, comparten los sentimientos y están dispuestos a vencer al terrorismo. Ese taxista madrileño personificó la solidaridad de millones de españoles, como también el gesto de recordar a Francia pocos días después en el clásico entre el Madrid y el Barcelona en el Bernabéu. Son gestos que agradezco como francés y que aplaudo como europeo”.

El director de AS, Alfredo Relaño, aprovecha el momento para recordar las conexiones históricas entre el Real Madrid y Francia. “Se tienen muy presentes y se honran siempre que hay ocasión. Esto es así desde que Saporta le metió a Bernabéu en la cabeza la idea de la Copa de Europa. Saporta, que era la mano derecha de Santiago Bernabéu, se había formado en Francia, era francófono, incluso tenía acento francés, y fue el primero que ayudó a L’Equipe en la creación de la Copa de Europa”.

Nicolas Kassianides es el consejero de Cultura y Deportes de Francia en España. “La gente en España y en Francia ha aprendido a tener paciencia, a respetar las incomodidades que suponen los controles para evitar atentados. En cierto modo es una limitación de las libertades, pero la madurez de la población se demuestra en el modo en que lo han asimilado: con paciencia, comprensión y colaboración”. El embajador quiere hablar de fútbol, aunque confiesa que su deporte preferido es el rugby. “Jugué durante doce años de medio-melé en un equipo que en mi juventud era pequeño y hoy es uno de los grandes de Francia, el Stade Français. Tuve un contacto más fuerte con el fútbol cuando Francia me envió de embajador a Brasil. Ahí vi nacer al gran Neymar. Fue hace unos ocho o nueve años. Todo el mundo en Brasil sabía que en el Santos, el equipo de Pelé, había de nuevo un jugador especial. Era Neymar”. “Neymar y que la gente es de un equipo antes de nacer, según el barrio o la ciudad en el que vienen al mundo, son los recuerdos de fútbol que me llevé de Brasil”

Pero más allá de su admiración por la estrella del Barcelona, de lo que se siente orgulloso Yves Saint-Geours “es de la veintena de grandes jugadores franceses que están en la Liga, y por supuesto también de Zidane, que es un ejemplo”. El embajador cita algunos nombres, el primero a Griezmann, también a Gameiro y, dos veces a Laporte. “Estoy seguro de que jugará con Francia”. Para Benzema no hay más privilegio “que la presunción de inocencia” en el caso Valbuena. El diplomático confiesa que el madridista le ha dado un disgusto a Francia, “pero que tire la primera piedra el que alguna vez no se haya saltado un límite de velocidad”. En todo caso, en lo que al fútbol, y sólo al fútbol se refiere, “todos los franceses de la Liga son un orgullo para nosotros porque son futbolistas que destacan en sus equipos, en los equipos de uno de los campeonatos más fuertes del mundo”.

De sus años en Brasil tiene muy buen recuerdo Yves Saint-Geours, que no sólo menciona a Neymar. Recuerda los partidos entre Francia y Brasil, en el Mundial de México, en 1986, y en otros posteriores. Y confiesa que se quedó sorprendido con el Museo del Fútbol que se construyó en el estadio de Morumbi, en Sao Paulo, “cuando por todo recuerdo del Mundial de 1950 (el del Maracanazo) tienen una sala completamente oscura. Entras en la sala conmemorativa de la Copa del Mundo del año 1950 y no se ve la luz”. Un recuerdo amargo de un país con un fracaso, como el que tuvo Francia en el Mundial de 2010. “Fue una humillación, y no sólo por el fracaso deportivo, lo fue más aún por el fracaso de los valores”. Se refiere el embajador de Francia a los desencuentros permanentes que hubo en Sudáfrica entre el entonces seleccionador, Domenech, y los jugadores de Francia, sobre todo con Anelka. “Llegaron al insulto personal, y eso afectó mucho a la moral de todo el país”, apunta otro de los colaboradores de Saint-Geours, Philippe Richou, su consejero de Prensa. El embajador de Francia asiente, y finalmente zanja “fue una sorpresa y un duro golpe ver que todo lo bueno que se consiguió en el Mundial de 1998 se fue a pique doce años después, en el de Sudáfrica.

Lo que espera el embajador es que “Francia recupere su mejor época en la próxima Eurocopa, en la que espero que se repita la final, y el resultado, de la de 1984, con Platini y Arconada..., aunque debo decir que los franceses, de no ganar nuestra selección, no nos llevaríamos un disgusto si España levanta su tercera Eurocopa consecutiva. Somos buenos vecinos, y apreciamos el fútbol que ha hecho la Selección española en la última década”.

La Eurocopa se celebrará entre el 10 de junio y el 10 de julio en diez ciudades francesas. Platini, el hombre que hizo posible este evento, no estará presente. Ha sido sancionado

con seis años de inhabilitación. “Platini, como Zidane, es uno de los héroes de Francia. Como en el caso de Benzema, tiene el derecho a la presunción de inocencia. Hay que esperar a que los jueces se pronuncien de forma definitiva. Por lo demás, nada que añadir salvo, insisto, que es una personalidad en Francia y un artífice principal de que la próxima Eurocopa vaya a ser en nuestro país”.

París será el epicentro de la Eurocopa, “un evento que permitirá a muchos franceses conocer su propio país. Muchos compatriotas sólo han visto la Torre Eiffel en postales... Francia tiene rincones increíbles, como España, tan bellos como desconocidos. La Eurocopa hará posible muchos desplazamientos. La gente se moverá para ver jugar a su país. Muchos franceses lo harán, y también muchos españoles. Esperamos turismo, visitas de todos los lugares de Europa y creo que muy especialmente de España”. La Selección estará “en un paraje único: la Isla de Ré. Es uno de los lugares más bellos y menos conocidos de Francia. Uno de los sitios más tranquilos que se pueden encontrar, y también de los más bonitos”, asegura el embajador Yves Saint-Geours. “Quizás un poco fuera del foco de París, pero la Isla de Ré está muy bien comunicada por el aeropuerto de La Rochelle y por las líneas de tren de alta velocidad. España estará muy cómoda en Ré”, ratifica Nicolas Kassianides.

Pero el torneo, la Eurocopa, no sólo será un acontecimiento deportivo, “Francia espera que también lo sea en el ámbito social, cultural y económico”, afirma el embajador. El Gobierno francés quiere “hacer de la Euro 2016 una cita que reúna a todos los franceses. El comité ‘11 tricolor’, lanzado por el presidente de la República, favorece y apoya acciones en torno a temáticas diversas (cultura, juventud, mundo digital, discapacidad, desarrollo sostenible, empleo, economía y turismo) en relación con la Euro 2016. Concluirá con una manifestación popular en el Institut National du Sport el próximo día 29. A través del dispositivo ‘Todos listos para la Euro 2016’, el Estado y la Federación Francesa de Fútbol se movilizarán para reunir y hacer que todos los franceses participen, en especial los más alejados de esta manifestación geográfica (los territorios de ultramar), social o económicamente. El Ministerio de Juventud y Deporte ha adquirido veinte mil entradas para recompensar los mejores proyectos con fines sociales”.

Estos objetivos “más allá del fútbol” son “prioritarios para Francia”. “Nosotros vimos lo que fue el Mundial del 98, lo que supuso para el país. Fue un avance global, no sólo deportivo. Fue un avance social para la juventud. Crearon valores articulados a través de nuestra selección. Eso queremos hacer otra vez. Y como creemos en el deporte como vía de desarrollo e ilusión, vamos a pedir para París los Juegos Olímpicos del año 2024, justo cuando se cumplirán cien años de los que la ciudad acogió en 1924”.