REAL MADRID

Hubo una cláusula anti-Barça en la venta de Di María al United

Football Leaks desvela el acuerdo entre Real Madrid y Manchester United para la venta de Di María. Los diblos rojos debían pagar entre 30 y 50 millones si le vendían al Barça.

El Real Madrid incluyó en el acuerdo de venta de Di María al United una clásula anti Barcelona (y otra para el resto de clubes de LaLiga) más restrictiva incluso que la que se acordó en el traspaso de Mesut Özil al Arsenal. Según el contrato desvelado por Football Leaks, el Manchester United se comprometió a pagar al Real Madrid, en caso de vender a Di María al Barcelona o a un club español 50 millones de euros si la venta se producía antes del cierre del mercado de fichajes de 2015, es decir, durante el año siguiente a la operación.

Esa cantidad iba reduciéndose en tramos de 10 millones según pasaban las temporadas. El United debía pagar 40 millones si el traspaso se producía antes del cierre del mercado en 2016 y 30 si tenía lugar antes del cierre en 2017. A partir de esta fecha el United no tendría que pagar compensación alguna al Madrid en caso de vender al argentino a un club de LaLiga, excepto al Barça, en cuyo caso se mantendría el pago de 30 millones de euros hasta la finalización del contrato, que expiraba en 2019.

El acuerdo incluía además dos cláusulas que podían enriquecer las arcas madridistas, aunque finalmente no se dieron las condiciones para que ninguna de ellas se hiciera efectiva. La primera es la que establecía el pago de un millón de euros en caso de que el United jugara la fase de grupos de la Champions mientras el argentino militara en sus filas. Como solo jugó una temporada (2014/15) y no disputaron la Champions, no hubo pago. La otra establecía el pago de 5 millones de euros si Di María era uno de los tres finalistas al Balón de Oro y otros 5 si se llevaba el galardón, algo que tampoco ocurrió.

El Madrid también quiso poner trabas a un traspaso de El Fideo a un equipo español previo paso por otro equipo extranjero. Es decir, si el United vendía a Di María a un club no español y este se lo vendía en el mismo año a un equipo español o al Barça, las condiciones se aplicarían igualmente como si la operación se hubiera dado entre el United y ese equipo español. Sólo estipula una excepción: si esa venta indirecta hubiera sido al Real Madrid.

El documento confirma que el precio del traspaso fue de 75 millones de euros más los derechos de formación, que corrían a cargo del United, y que subirían esa cantidad en unos cuatro millones de euros.