EL DERBI SEVILLANO

Preocupación en Sevilla: el derbi coincide con las elecciones

La Delegación del Gobierno pedirá que el Betis-Sevilla se juegue el sábado 19 e diciembre y espera la colaboración de los clubes.

Sevilla
0
Preocupación en Sevilla: el derbi coincide con las elecciones
MORENATTI DIARIO AS

A falta de poco más de un mes para la celebración del derbi y habiéndose conocido los horarios de la jornada anterior, la preocupación por parte de la Delegación del Gobierno es muy elevada. Todo apunta a que el partido se celebraría el domingo 20 de diciembre, lo que haría coincidir el partido con las elecciones generales, viéndose gravemente trastocado el dispositivo policial habitual en estos partidos, que siempre son declarados de alto riesgo.

Es por ello que se ha pedido a ambos clubes que presionen a la LFP para que el partido se dispute en sábado. Por el Sevilla, en principio, no habría problema, ya que esa semana recibirá al Logroñés en la vuelta de los dieciseisavos de la Copa del Rey y no tendría problema en jugar el miércoles con los riojanos y el sábado ante el Betis. Es el club verdiblanco el que tiene más problemas, puesto que esa semana jugará la vuelta copera en El Molinón ante el Sporting, por lo que si se juega en miércoles y en horario tardío, el Betis podría verse obligado a hacer noche en tierras asturianas en caso de que la eliminatoria pudiera alargarse con prórroga y penaltis. ¿Y por qué no se puede pedir que el Betis juegue el martes? Pues porque para el martes 15 de diciembre, el Betis tiene prevista la celebración de su Junta General de Accionistas y pedirá a la RFEF jugar la vuelta de la Copa el miércoles 16. Quizás, la solución con la inversión de fechas, partido el martes y Junta el miércoles, puesto que si se impone el criterio de las autoridades, el Betis podría ver acortado su descanso de cara al derbi cuando la solución podría estar en su mano.

Instituciones. Pero el lío no sólo afecta a Betis y Sevilla, cuya predisposición en facilitar todo el dispositivo policial necesario es total. Es de sobra conocida la mala relación existente entre la LFP y la RFEF, encargadas de elegir los horarios de los encuentros en Liga y Copa respectivamente. Desde ambos clubes se espera que impere la cordura en pos de la celebración de un derbi sin incidentes. Los partidos de alto riesgo suelen contar con un dispositivo de alrededor de 600 efectivos policiales. Si el partido fuera el domingo 20 de diciembre, habría que restar a los encargados de velar por la seguridad en los colegios electorales. Por otra parte, la buena relación entre clubes indica que el intercambio de un número cerrado de entradas seguirá en pie, por lo que habría sevillistas en el Villamarín y béticos en Nervión en la segunda vuelta. Todo suma para intentar que el derbi se juegue el sábado 19.