ELCHE

Sepulcre y Rocamora negocian un adelanto de 10 millones

El presidente y el secretario general del Elche negocian un adelanto del 50% del préstamo de 20'5 millones de euros. La plantilla espera cobrar del 1 al 8 de enero.

0
Sepulcre y Rocamora negocian un adelanto de 10 millones
DIARIO AS DIARIO AS

El presidente José Sepulcre y el secretario general del Elche, Antonio Rocamora, negocian un adelanto del 50% del préstamo de 20'5 millones de euros que vienen negociando desde hace meses con el objetivo de disponer de, al menos, 10 millones de euros antes de que acabe el año. Con esta cifra el objetivo es poner al corriente a la plantilla y a los trabajadores del club, a los que se les adeudan dos nóminas; pagar las cantidades pendientes a la Agencia Tributaria antes de que se inice 2015 y convencer a la Liga de Fútbol Profesional para inscribir a Gaby Mudingayi e incorporar a algún refuerzo más.

Esta operación se hará a través de un inversor intermedio que adelantará el dinero que tenía que haber llegado ya procedente del fondo internacional que anunció Sepulcre el pasado 14 de noviembre. Los trámites siguen su curso y el objetivo es que durante el mes de enero se pueda disponer de los 10'5 millones de euros restantes de la operación para pagar la prima de la permanencia, entre otras muchas cosas, y asegurar el calendario de pagos hasta final de temporada.

La hoja de ruta de la entidad también contempla tres buenas taquillas en los partidos ante el FC Barcelona, en Copa del Rey (15 de enero) y Liga (23 ó 24 de enero), y Real Madrid, en Liga (21 ó 22 de febrero). El préstamo es la última bala que le queda a la directiva para dar viabilidad al proyecto económico de la entidad. De lo contrario, la ley concursal será el destino final del Elche y con ella la imposibilidad de hacer incorporaciones.

La plantilla espera cobrar del 1 al 8 de enero

La plantilla del Elche regresará mañana a los entrenamientos sin refuerzos y sin haber cobrado las dos últimas nóminas pendientes. Los jugadores no han cobrado ni noviembre ni diciembre. Tampoco el resto de los empleados del club. Muchos de ellos viven al día y han tenido problemas para disfrutar de la mejor manera estas fechas señaladas. Algunos empezarán a recibir algún ingreso a partir de este lunes. El calendario de pagos se paralizó a la espera del ingreso del préstamo. Hace 44 días que José Sepulcre anunció la operación sin que aún haya podido cumplir su palabra. Los capitanes de la plantilla trasladaron al resto del equipo la situación: del 1 al 8 de enero la directiva se ha comprometido a pagar las cantidades que se adeudan. Antes del jueves también debería abonar la prima por la permanencia de la temporada anterior (2’5 millones de euros) aunque podrían tener un pequeño margen de confianza a la espera de que llegue el ingreso definitivo del préstamo. Si no es así, la AFE podría bloquear futuros ingresos porque estas cantidades están avaladas.

La Liga podría sancionar al club

El control económico de la Liga de Fútbol Profesional obliga a los clubes a cumplir con su calendario de pagos hasta final de año. El 31 de diciembre se tiene que cerrar el ejercicio económico con todo al día según lo establecido a principios de temporada. Si esta situación no sucede, el Elche, como cualquier otra entidad, podría ser sancionada económica o deportivamente. La multa puede ser gravosa para las arcas o para el proyecto deportivo, ya que puede llegar a bloquear la llegada de fichajes durante un año como máximo. La amenaza de meter al club en proceso concursal sobrevuela de forma muy peligrosa el entorno de la entidad. Esta situación permitiría aplazar el calendario de pagos, con una quita que rondaría el 50%, durante el periodo de años que estableciese un juez durante el tiempo que pueda hacer rentable a la entidad. Sin embargo, el mismo juez sería quien tomaría todas las decisiones en el club y, de momento, impediría firmar en este mercado de invierno. Los actuales consejeros, Juan Carlos Ramírez y Juan Anguix, entre otros, perderían una parte importante de las cantidades que tienen pendientes de cobrar del Elche.