MÁLAGA

Kameni: "No entiendo por qué daban a Ochoa como titular"

Más de dos años y medio después de aterrizar en La Rosaleda, Kameni se siente titular de pleno derecho en el Málaga. Gracia ha sido su gran aval.

Kameni: "No entiendo por qué daban a Ochoa como titular"
PACO RODRIGUEZ Diario As

Llevaba más de dos años sin jugar dos partidos seguidos. ¿Cómo se siente?

Bien. Lo difícil es volver a coger el ritmo y con los entrenos y los partidos que estoy jugando, todo se está consiguiendo con normalidad.

 ¿Se puede decir que su actual situación es una recompensa a su fe y su confianza en sí mismo?

Así es. Nunca hay que rendirse, siempre hay que luchar y trabajar duro cada día.

¿Han sido comparables estas primeras temporadas en Málaga a su último periodo en el Espanyol?

No. Viví tres meses muy duros en el Espanyol desde que se frustró mi salida hacia la Roma. Luis Enrique me quería y la cosa estaba casi hecha, pero el entonces director deportivo de la Roma nos hizo una jugada muy sucia. Un viernes llegamos a un acuerdo y el lunes por la mañana nos enteramos de que habían fichado a Stekelenburg. Ahí empezaron los problemas.

¿Qué ha sido lo más duro para Kameni estos meses?

No poder jugar. Sabía que tenía que ayudar al grupo, estar ahí, apretar a Willy para que estuviese mejor cada domingo... Pero ha sido muy difícil.

¿Cómo y cuándo y se entera de que era titular en el primer partido ante el Athletic?

No entiendo por qué todo el mundo daba como titular a Ochoa antes del primer partido. Hasta que el entrenador no da la alineación no podemos especular. Me enteré a las 16:30, como todos los compañeros, en la charla técnica.

Era de sobra conocido el deseo del club de bajarle la ficha o incluso buscarle una salida.

Se han publicado muchas cosas que no eran correctas. Hubo muchas jugadas, pero mi intención no era salir y al final llegamos a un acuerdo.

¿Qué es lo que más le molestó de todo lo que se ha hablado sobre Kameni en los últimos meses?

Parecía que Kameni era el culpable de que el Málaga no pudiese fichar, responsable de parar el proyecto por su ficha. Eso me molestó mucho. La primera vez que el Málaga me llamó para intentar hacer algo sobre mi contrato fue Mario Husillos el viernes anterior al partido de la Fiorentina. Porque había rechazado la oferta que me plantearon para la rescisión de mi contrato. Hasta ese momento el club nunca me había hecho ninguna oferta para bajarme la ficha.

¿Se vio fuera del Málaga?

No. En el fútbol, hasta que las cosas no están firmadas, no se puede decir nada.

¿Siente que el club ha sido injusto con usted?

Sí. Hubo un momento en el que no fueron justos conmigo. Debieron hablarme. Las cosas se hablan. Yo siempre he respetado las decisiones que se pueden tomar, sea de un entrenador o de un dirigente. Con los humanos se habla.

¿Vio el fichaje de Ochoa como una maniobra para forzar su salida?

A mí nunca me han regalado nada. Si fichan a cinco como Ochoa, mi trabajo es competir y después decidirá el entrenador. Los clubes grandes suelen tener los mejores jugadores y estos tienen que competir para ganarse el puesto.

Volviendo a lo deportivo, ¿qué ha sido lo que más ha disfrutado en estos dos partidos?

El primer partido disfruté muchísimo. Sobre todo la reacción de la afición, que llegó un momento que cantaron mi nombre. Eso te llega. Y al final del partido ver la cara de mi mujer y de mis hijos, casi llorando después de tanto sufrimiento. Y de los compañeros, que se alegraron mucho por mí, todos los preparadores físicos, utilleros, cuerpo médico... la gente que me ha visto sufrir y aguantar el tirón durante dos años, verles la cara valía más que mil palabras.

¿Cómo ve a Ochoa?

Bien, trabajando y entrenándose como todos.

¿Es usted de la opinión de que se alterne a dos porteros o es mejor que juegue uno y que se le dé confianza?

Nunca entendí la palabra alternativa respecto al portero. El portero tiene que tener la máxima confianza hasta que el entrenador decide cambiarlo y darle la oportunidad a otro.

¿Ha sido Javi Gracia un elemento clave para que se arreglara su situación?

Creo que sí. También ha sido clave para que yo siga aquí. Si se habla de dinero, sólo dos o tres futbolistas hubiesen hecho lo que yo hice como sacrificio. Hay que ver el esfuerzo que he hecho, si se puede llamar esfuerzo, de lo que cobraba a lo que estoy cobrando ahora para poder seguir.

¿Sin ese acuerdo Kameni sería titular hoy?

Eso es una pregunta para el entrenador porque es el que decide.

¿Se ve con Camerún?

No era una decisión deportiva. Hay un follón ahí y de momento ni quiero oír hablar de la selección, sólo jugar y hacer bien las cosas con el Málaga.

Cuando en la charla el míster le dice que juega. ¿Que pensó?

Era un momento esperado. Sentí una corriente por mi cuerpo y a la vez un suspiro pero también un poco de presión. Por la situación y por lo que está pasando, ahora te toca hacer un buen trabajo porque a la mínima sabemos como es la prensa. Era un cuchillo de doble filo. El suspiro era de liberación pero también de presión. Ahora tocaba apretar.

¿Está contento con su rendimiento?

Muy contento. Las sensaciones que te quedan después del partido y los comentarios fueron muy buenos. Cuando paré el penalti en Valencia, fue algo gratificante. Volver a tener esas sensaciones es algo muy positivo. Te da más ánimo y más fuerza.

¿Cómo ve al equipo?

Es un equipo joven y con mucha hambre. Nadie tiene el puesto asegurado y eso permite una lucha diaria, cuando hay más competencia el nivel del equipo está más elevado y eso es muy importante.

¿Qué objetivos se marcan esta temporada?

No hemos hablado de objetivos. Como se suele decir aquí en España, tnemos que ir partido a partido. Hay que mirar siempre adelante y nunca para atrás.

De los que han llegado esta temporada, ¿quién le ha sorprendido más?

Todos. Pero me ha gustado especialmente Samu Castillejo, que ya había entrenado con nosotros cuando estaba Manuel Pellegrini, entonces estaba con mucho miedo y no se podía soltar. Me sorprendió, ahora lo hace y tener un futbolista suelto es mucho más importante. Hay que destacar el trabajo de los chavales. Juanmi también me está sorprendiendo mucho. Ha habido llegadas muy buenas como la de Horta. Son chavales con calidad. Juanpi está en esa línea también. Juntarlos con los que ya había da un plus al equipo.

Su hijo juega en la cantera. ¿Le ve futuro en el fútbol?

Está bien aquí. Este año va a empezar con los alevines. Es mediocampista. Él ha decidido jugar ahí. Tiene maneras. Manel Casanova lo quería desde mi época en el Espanyol.

¿Qué espera de esta temporada?

Que me respeten las lesiones y a los compañeros también. Y que no suframos, que disfrutemos con la afición.