GETAFE

Pedro León denunciará al club azulón por dejarle sin ficha

El conflicto se destapó al saberse que el lunes la LFP denegó la inscripción de Pedro León porque con su ficha el Getafe sobrepasaba el límite salarial.

Madrid
0

El enredo mayúsculo del verano ha tenido lugar en el Getafe. La LFP ha prohibido que el club inscribiese a Pedro León en la Liga 2014-2015 por exceder el límite salarial permitido; el jugador, apoyado en la AFE, ha tomado la decisión de denunciar al Getafe y la AFE, por su parte, emprenderá acciones legales contra la LFP.

El conflicto se destapó al saberse que el lunes la LFP denegó la inscripción de Pedro León porque con esa ficha el Getafe sobrepasaba el límite salarial que le concede la LFP, 17 millones.

No fue casualidad que Pedro León quedase fuera. De hecho, fue la última ficha que intentó cursar el Getafe, pues antes ya habían sido inscritos todos los demás componentes de la plantilla. Le dejaron el último adrede, conociendo Getafe y LFP que con esa ficha se excedería el tope, pues Pedro León es el azulón que más cobra, más dos millones anuales. El Geta también quiso inscribir a Scepovic (Sporting) pero la LFP no transigió.

El trasfondo nació en junio. El Getafe quería vender a Pedro León. Con su venta cuadraba cuentas, amén de quitarse el sueldo más alto. Llegaron ofertas (Sevilla y Hannover) pero ninguna satisfacía lo que solicitaba el Getafe (de cinco millones para arriba), pues la mitad del traspaso correspondía al Real Madrid por contrato.

Pasaban los días, no había venta y se nublaba el futuro, porque el 31 de julio el Getafe debía presentar ante la LFP un certificado de Hacienda de estar al corriente de pagos (deuda cero, deuda renegociada o avalada). La venta de Pedro León vendría de perlas para cumplir requisitos. Al final, el Getafe cumplió con sus deberes y el club pudo ser inscrito en Primera. Salvada la primera parte (el club), todavía quedaba la segunda, inscribir a los jugadores, cuestión por la que también hay que pasar por el control económico de la LFP. Según el entorno de Pedro León, Ángel Torres quiso reducir el salario del jugador, pero el murciano se negó. Sin el dinero de su venta o si no se rebajaba la ficha, al Getafe no le salían las cuentas. Pedro León, por su parte, pidió la carta de libertad, pero el Getafe se la negó, aunque este verano sí dejó salir libres a Colunga y a Rafa.

Lo más curioso es que esta prohibición nada soluciona, pues el supuesto desequilibrio económico que cometería el Getafe con la ficha de Pedro León y que la LFP no permite, seguirá produciéndose, pues el Geta está obligado a seguir pagando al jugador aunque no juegue. El pulso entre Getafe y Pedro León ha acabado a cuatro bandas, con LFP y AFE ahora implicadas.