Amistosos
Qatar Qatar QAT

-

Islandia Islandia ISL

-

LaLiga 1,2,3
NBA
FINALIZADO
Washington Wizards WAS

109

Portland Trail Blazers POR

119

FINALIZADO
Orlando Magic ORL

131

New York Knicks NYK

117

FINALIZADO
Miami Heat MIA

97

Los Angeles Lakers LAL

113

FINALIZADO
San Antonio Spurs SAS

104

Golden State Warriors GSW

92

Campeonato Brasileño Serie A
Liga Colombiana II

La afición rojiblanca regresó a Neptuno tres mese después

SUPERCOPA

La afición rojiblanca regresó a Neptuno tres mese después

La afición rojiblanca regresó a Neptuno tres mese después

Los aficionados del Atlético aprovecharon el triunfo sobre el Real Madrid en la Supercopa para acudir a Neptuno, lugar habitual de sus celebraciones.

Tres meses después de celebrar su décimo título de liga en la plaza de Cánovas del Castillo, los aficionados del Atlético de Madrid regresaron hoy eufóricos junto a la estatua del dios Neptuno para festejar su segunda Supercopa española.

La victoria por 1-0 sobre el Real Madrid -primera victoria en el Calderón sobre el vecino rival en 15 años-, en el partido de vuelta dio rienda suelta a la alegría rojiblanca, primero en el estadio Vicente Calderón y, minutos después, en el escenario clásico de la celebración de sus éxitos.

Lo avanzado de la hora -el partido terminó pasadas las doce de la noche- y las vacaciones de agosto hicieron que la concurrencia a la fiesta fuera menor que otras veces.

Unos trescientos centenares de seguidores rojiblancos se congregaron en las inmediaciones de la Carrera de San Jerónimo, aunque la Policía no tuvo necesidad de cortar el tráfico en la zona.

Los aficionados rojiblancos recorrieron la zona a bordo de motos y coches enarbolando banderas y haciendo sonar el claxon.

En esta ocasión, los seguidores del Atlético, con banderas y bufandas rojiblancas al viento, no pudieron disfrutar de la presencia de los jugadores, que no se sumaron a la fiesta en la fuente de Neptuno.

El Atlético de Madrid había ganado su segunda Supercopa gracias a un gol del croata Mario Mandzukic en el segundo minuto de partido. Pese a la expulsión de su entrenador, Diego Simeone, a los 25 minutos por protestar y propinar palmaditas en el cogote al cuarto árbitro, el Atlético mantuvo su puerta a cero y se llevó la Supercopa.

Comentarios

Comentarios no disponibles