Celta

Oubiña: “La realidad nos dice que 25 puntos no nos salvan”

El capitán vigués detiene la euforia tras las dos últimas victorias consecutivas. Admite ciertos altibajos en su juego y espera que el césped de Balaídos mejore.

0
Oubiña: “La realidad nos dice que 25 puntos no nos salvan”
Salvador Sas DIARIO AS

¿Es difícil trabajar con este temporal en A Madroa?

—Sí, no son condiciones cómodas para entrenarse. Con este viento y esta lluvia el entrenamiento pierde calidad, pero hay que adaptarse a las circunstancias.

—¿Les preocupa que suceda lo mismo el próximo lunes?

—El tiempo que llevamos en Galicia en los últimos dos meses es un hándicap que tenemos. Las condiciones climatológicas no nos acompañan y al final el campo se resiente. Estamos intentando no tocar el césped de Balaídos, pero es evidente que con esta lluvia el campo no va a estar en su mejor momento.

—Al fin lograron dos triunfos seguidos. ¿Se estaba convirtiendo ya en una obsesión?

—Una obsesión no, pero al final son necesidades que tienes porque las victorias consecutivas son puntos importantes y suponen una situación clasificatoria más cómoda. Buscamos ser un equipo acostumbrado a ganar.

—Será la primera vez en mucho tiempo que jueguen en Balaídos sin agobio por su situación en la tabla...

—Bueno, pero la realidad nos dice que con 25 puntos no se salva ningún equipo. Queda mucho que trabajar y sumar.

—A nivel personal, ¿cómo se está sintiendo usted durante esta temporada?

—Hay días que uno no está del todo acertado, pero al final lo que buscas es intentar ayudar al colectivo a ganar partidos. Si el equipo gana uno se va más contento, pero hay días y días...

—¿Supone mayor responsabilidad ser el único pivote de la plantilla?

—No, no significa nada. Hay varios jugadores que pueden jugar en ese puesto.

—¿Cómo ve a los nuevos fichajes?

—Íñigo tiene la ventaja de conocer la Liga y de conocernos a nosotros. Para él está siendo mucho más fácil la integración. Welliton es un delantero rápido, que tiene facilidad de cara a gol y que esperemos que nos ayude, pero es evidente que Íñigo tendrá más facilidad para adaptarse.

—El pasado sábado falleció Luis Aragonés, un hombre que marcó su carrera.

—A nivel personal fue una persona muy importante para mí, ya no por el hecho de que me llamara para jugar con la Selección, sino por las experiencias que pude vivir con él.

—¿Cómo era en el trato?

—Hay pocas personas capaces de transmitir a través de los medios lo que son, Luis era lo que podía ver todo el mundo. Era una persona muy cercana, muy directa y con mucha personalidad. Transmitía mucho.

—Todos los que le conocieron tienen alguna anécdota con él. ¿Cuál es la suya?

—La mía no la puedo contar.