Pereira: un fichaje que "arrastrará a la afición"

Liga BBVA | Valencia

Pereira: un fichaje que "arrastrará a la afición"

Pereira: un fichaje que "arrastrará a la afición"

El portugués, contento por fichar por el Valencia y Braulio lo elogia

Joao Pereira, 28 años, lateral derecho del Valencia para las próximas tres temporadas merced a un desembolso de unos 3,5 millones de euros, se presentó ayer de forma oficial con la (segunda) equipación del conjunto ché y, por las palabras que le dedicó Braulio Vázquez, ha salido muy barato. "Pereira es capaz, desde el lateral derecho, que es complicado, de arrastrar a la afición. Es muy pasional, muy ofensivo, agresivo, y nos va a aportar mucho", manifestó el director deportivo. El gallego continuó con los elogios. "Hay dos tipos de futbolistas: el que, al acabar el partido, se le puede reprochar algo, y al que no se le pude decir nada, esté bien o mal y Joao es del segundo grupo. Fue capitán de su equipo y eso demuestra su personalidad y su respeto por el vestuario", sentenció.

Y llegó el turno de que el portugués diera explicaciones aunque ya dejó claro qué tipo de persona es. "Me gusta más hablar en el campo que fuera de él", manifestó Pereira, aunque sí que hizo un guiño a los cientos de aficionados que se dieron cita en el Museo del Vino-Bodega Redonda de Utiel para agasajarle. "Estoy muy contento de jugar en un equipo del nivel de Champions del Valencia: llego a un gran club y a la mejor Liga del mundo. Para estar aquí he tenido que entrenarme mucho", señaló el internacional luso.

Hoy, Viera.

El turno, a las 19:00 horas en la Plaza de la Constitución de Alboraia, será para Jonathan Viera. El canario elogió ayer el carácter de su nuevo entrenador. "Le conocí como futbolista, competitivo y ganador, eso es algo que me gusta porque me gusta ganar siempre", manifestó el mediapunta.

Acompañado por el 'superagente' Jorge Mendes

Joao Pereira llegó a Valencia acompañado por su agente Jorge Mendes, para muchos el número 1 en representación de futbolistas. El intermediario portugués estuvo reunido cerca de hora y media con Llorente y Braulio Vázquez en las oficinas y luego compartió con ellos mesa y mantel.