Aranburu anuncia por sorpresa su retirada del fútbol en activo

Liga BBVA | Real Sociedad

Aranburu anuncia por sorpresa su retirada del fútbol en activo

Aranburu anuncia por sorpresa su retirada del fútbol en activo

"Me da un poco de vértigo", dice

Salta la banca en Zubieta. Tras más de 400 partidos en la Real, Mikel Aranburu sorprendió ayer a todo el entorno txuri-urdin con su inesperado anuncio de su retirada del fútbol en activo. "Mas que de un día para otro, ha sido un proceso de meditar muy largo y me ha costado mucho dar el ultimo paso, porque me daba un poco vértigo, pero cuanto más lo pensaba, más veía que era el mejor momento, para mi y para el club, viene gente por detrás pegando muy fuerte, hay otros jugadores muy preparados, y siento que no le hago ningún daño al club", explicó el capitán.

Aranburu desveló que desestimó una oferta de la Real para continuar otra temporada más y descartó seguir ligado de forma inminente al club o al fútbol enrolado en otras funciones. "He sido el primero que le dije a Jokin Aperribay que quiero salir del círculo en el que me he movido. Voy a salir, estar un tiempo al margen a ver lo que siento, y luego ya veré qué hago, a ver si con ir a Anoeta cada 15 días es suficiente para quitarme el mono de fútbol. De momento, de inicio, voy a ser un aficionado mas. No voy a mentir y decir que la propuesta del club me hizo dudar, ha habido mucha gente que me decía que tenia que seguir un año mas. Pero soy yo el que tomado la decisión, la familia incluso me animaba a no dejarlo, les he escuchado, pero no les he hecho caso", comentó en tono jocoso Aranburu, para que "mental y físicamente" era la hora de decir adiós. "El fútbol es un deporte muy duro, donde hay muchas lesiones, yo tuve una grave de rodilla y no quería dejarlo ya cuando no pudiera seguir, y no quería que el fútbol me dejar secuelas para mi vida diaria, me considero joven y me queda mucho por hacer".

El gran capitán arzpeitiarra, que llegó con 13 años al club, aguantó las lágrimas hasta que terminó su comparecencia. Después tuvo que salir corriendo de la sala con los ojos llorosos.

Arropado. El gran detalle del adiós de Aranburu lo protagonizaron sus compañeros. Pese a la insistencia de su capitán, esta vez no le hicieron ni caso y tomaron la decisión de salir todos a la sala de prensa de Zubieta y colocarse en la zona de los periodistas para arroparle, además de el cuerpo técnico y la dirección deportiva. El club le homenajeara en los prolegómenos del partido ante el Valencia.