"El equipo está mentalizado de la importancia del partido"

psv - valencia | emery

"El equipo está mentalizado de la importancia del partido"

"Lo más importante va a ser nuestra respuesta en cuento a nuestro juego", explicó Unai Emery antes de enfrentarse a la vuelta de octavos ante el PSV, que espera mostrar el mejor juego ché.

A pesar del buen resultado de la ida en Mestalla (4-2), Unai Emery prefiere no confiarse y mentalizar al equipo de la dificultad del encuentro ante el PSV Eindhoven del próximo jueves (19:00h). El técnico ché explicó que "la plantilla está trabajando para sortear esa dificultad que vamos a tener en el terreno de juego y lo vamos a hacer con la confianza necesaria para mostrar nuestras virtudes".

En este sentido, Emery subrayó que "el equipo es consciente de sus debilidades, que por momentos puedan aparecer, y sus virtudes, que están por encima de esas debilidades. Por eso esperemos que las virtudes superen a esas debilidades o a esas situaciones en las que el equipo debe mejorar".

El entrenador ché matizó que lo importante para pasar a cuartos será la actuación de los valencianistas ante el favorable resultado a domicilio: "Lo más importante va a ser nuestra respuesta en cuento a nuestro juego. El equipo esta mentalizado de la dificultad del partido. Está trabajando, y lo que le queda de año va a trabajar, para sortear esa dificultad que vamos a tener en el terreno de juego y lo vamos a hacer con la confianza necesaria para sacar nuestras virtudes. No pensamos en otra cosa que no sea que nosotros, haciendo nuestro trabajo, tenemos más opciones de pasar y esa es nuestra intención".

Además, el centrocampista Hedwiges Maduro apuntó que el Valencia debe sellar su pase a pesar de que espera un PSV "agresivo". "Es un partido difícil, porque si ellos marcan un gol el partido está vivo otra vez. Espero a un PSV muy agresivo y más después del cambio de entrenador. Un cambio de entrenador siempre conlleva una reacción. El equipo tiene mucho respeto a Cocu, que es un exfutbolista.

Tras la decisión de destituir a Rutten, el mando del banquillo iba a ser de forma interina para el exjugador del FC Barcelona Philip Cocu, asistente de Rutten, hasta que el equipo encontrase un entrenador definitivo, que lo han encontrado en Ernest Faber.

"Tenemos el máximo respeto para el PSV, pero si nosotros jugamos bien y con la máxima concentración, tenemos que pasar. Queremos jugar bien mañana y dar todo para los valencianistas", finalizó.