Con 16 de ventaja, el Madrid llegaría campeón al Camp Nou

Liga BBVA | Real Madrid

Con 16 de ventaja, el Madrid llegaría campeón al Camp Nou

Con 16 de ventaja, el Madrid llegaría campeón al Camp Nou

helios de la rubia

Tienen once jornadas para aumentar la diferencia en seis puntos.

El Madrid podría llegar al Camp Nou como campeón de Liga el próximo 21 de abril. Para que se diese otro pasillo, los blancos tendrían que aumentar su diferencia con el Barcelona de 10 a 16 puntos en las once jornadas que hay hasta el Clásico (ya que sólo quedarían 15 puntos en juego).

La afición madridista tiene varios motivos para creer en el pasillo en el Camp Nou. El primero es el clima de euforia que se vive en el Madrid y el pesimismo que ya invade las filas culés ante los diez puntos de distancia. Pero también la estadística seduce a los madridistas. En las 22 jornadas de Liga que se han disputado, el Madrid le ha sacado diez puntos al Barça, por lo que muchos ven posible que en la mitad de partidos (once) consigan sacarle seis puntos más para ver a los blaugrana formar el pasillo. Además, en la primera vuelta los de Guardiola ya se dejaron seis puntos en las once jornadas previas al Clásico (empates ante Valencia, Sevilla y Athletic) y el Madrid sólo perdió dos ante el Racing.

Calma. En el vestuario tienen presente la posibilidad del pasillo y la ven como una vendetta por las últimas derrotas sufridas ante el Barça, aunque Mourinho rebajó la euforia tras el choque ante el Levante para que los suyos no pierdan la concentración: "Faltan muchos puntos. Seguramente fallaremos". Pero a todos les seduce la idea de ver el tercer pasillo de los azulgrana al Madrid. El primero fue en el Camp Nou en la 1987-88 y el segundo se produjo en el Bernabéu en la 2007-08 y, como sucedería ahora, también fue en la jornada 35...

El calendario es favorable

Antes del Clásico el Madrid tendrá más partidos en casa que el Barcelona. Seis de los de Mou por cinco del rival. Además, el calendario es más amable para los blancos ya que el Barça debe medirse a Sevilla y Athletic, encuentros que el Madrid tiene después del jugar en el Camp Nou. El choque más difícil de los blancos es ante Osasuna en Pamplona.