"Abel apuesta por jugar al fútbol, me gusta su idea"

Liga BBVA | Granada

"Abel apuesta por jugar al fútbol, me gusta su idea"

"Abel apuesta por jugar al fútbol, me gusta su idea"

agencia

Dardo de Martins a Fabri: "No quiero estar metido atrás"

Cuando Martins se quedó fuera de la convocatoria ante el Espanyol, Fabri estaba firmando su sentencia de muerte. Sólo una victoria en Cornellà habría podido salvarle de un desenlace casi inevitable. El divorcio manifiesto entre el entrenador y una parte del vestuario era un secreto imposible de disimular que ahora empieza a ser manifiesto. Sin referirse directamente a Fabri, Martins ha alabado la nueva propuesta futbolística de Abel Resino situándola en las antípodas de la anterior. "Abel es un entrenador que tiene otras ideas, como jugar al fútbol y buscar delante al adversario, y eso a mí me gusta. No me gusta estar siempre metido atrás, sino que quiero ir a por el resulto y conseguir la victoria", explicó el portugués.

Pero Martins también sabe que no está siendo su año, o al menos aún no ha podido ofrecer la mejor versión de su juego. La temporada en el Granada está condicionada por la enfermedad que sufre su hijo Gustavo: "No está siendo sencillo. Todo el mundo sabe por lo que estoy pasando. Estoy seguro de que las cosas van a mejorar con mi hijo y cuando llego a casa y lo veo mejor, entonces me siento cada vez más fuerte y mejor dentro del campo". El internacional portugués reconoce que "me habría gustado estar aquí de otra manera, con la cabeza limpia, pero no ha sido posible y hay que sacar este problema adelante. De todos modos, estoy convencido de que todo va a salir bien".

La victoria en el Villamarín ha cambiado el semblante de los jugadores, que ahora son muy optimistas ante la visita del Málaga. Martins no se arruga: "Nosotros confiamos en nuestro trabajo y en lo que podemos hacer. Tenemos que entrar en el partido a por todas y con la mente puesta en ganar. Si tenemos esa convicción, estaremos mucho más cerca de conseguir los tres puntos".

Eso sí, para algunos aún perdura el 4-0 de la primera vuelta en uno de los peores partidos de la temporada: "Ese día ya ha pasado. Estábamos empezando la Liga y ahora somos un equipo más fuerte y con otras condiciones. Sabemos que va a ser un partido complicado, pero jugamos en casa y podemos ganar al Málaga".