Temas del día

"Es fácil decir que se ganó porque se fue Cúper..."

Lautaro Acosta

"Es fácil decir que se ganó porque se fue Cúper..."

"Es fácil decir que se ganó porque se fue Cúper..."

serrano arce

El sábado fue un día de alegrías para el racinguismo. Además de los tres puntos sumados, regresó al equipo el delantero que debe marcar las diferencias en ataque.

¿Qué tal se encontró tras tanto tiempo sin jugar?

Bien, bien. En lo físico me costó coger ritmo, es normal, pero gracias a Dios la rodilla respondió bien, no me molestó. Seguro que en los próximos partidos estaré mejor tanto en lo físico como con la pelota.

Juanjo González comentó en rueda de prensa que se partió el pecho por el equipo...

Se lo agradezco. Traté de dejarlo todo porque era muy importante la victoria, era vital defender, más allá de poder atacar en las opciones que tuviéramos. Tuve que esforzarme un poco más y dejar un poco de lado la parte ofensiva. La verdad, terminé muerto, roto, con sobrecarga en los isquiotibiales y en los lumbares, pero lo positivo fue el resultado.

Hubo una jugada donde no tuvo miedo a dejar la pierna en un balón dividido. ¿También ha trabajado en lo psicológico, el no temer al ir al choque?

Sí, lo cierto es que uno cuando entra en el campo no piensa, no mide..., metí la pierna con todo y no me dolió, así que contento por eso, por ir valiente a todos los balones divididos y que la rodilla no se resintió.

¿O sea, que todo fue sobre ruedas en el tema del menisco y los isquiotibiales en el partido?

Sí, bueno, más que el menisco noté al acabar alguna molestia muscular. Sentí al final del partido la fatiga de volver después de tanto tiempo parado, más que nada porque fueron 30 minutos 'a full' y tampoco tengo mucho rodaje aún con el equipo. Espero que para el próximo partido, con más entrenamientos, todo vaya mejor. Ahora es fundamental no recaer, cuidar la pierna en cada sesión.

Al final cumplió la promesa de regresar ante el Villarreal.

Más que promesa era un objetivo. Se acortó bastante el tiempo respecto al que me habían dicho y no tuve problemas en la rodilla, no se inflamó, no había líquido, y ahora hay que seguir con los cuidados necesarios para seguir bien.

¿Los médicos pensaban que aun así era algo precipitado?

Obviamente tenían algo de miedo porque acorté un poco los tiempos, pero al final mereció la pena. Me dicen que me cuide y bueno, al final fue decisión del entrenador.

El sábado el equipo demostró que no estaba muerto...

Sí, creo que se demostró en el campo. Al equipo se le vio muy bien, con otra actitud; dejó una buena imagen de cara a lo que nos queda. Ahora estamos un poco más optimistas, se le vio bien al equipo y eso es lo importante. Hay que tomarse así todos los partidos, como si fueran finales.

La fiesta en el vestuario tras acabar el partido debió ser enorme, celebrándolo por todo lo alto, ¿no?

Seguro. Más que fiesta fue un desahogo. Estábamos todos un poco jodidos, viviendo una semana muy complicada, no estábamos bien, no entre nosotros sino con el entorno. Se respiraba mucho pesimismo y eso tocaba un poquito en la moral del equipo. Fue un desahogo y una forma de demostrar que estamos vivos.

Hablando del entorno, El Sardinero demostró también que está con el equipo y que apoyó en el momento más difícil en la segunda parte...

Sí, sí... Es fundamental el apoyo de la gente, ver cómo alentó en todo momento al equipo. Creo que tuvo ese premio, el cariño se lo devolvimos con ganas, actitud, por momentos con buen juego... Ojalá que sigan de la misma manera; creo que todos juntos, tanto la gente como nosotros en el campo, podemos hacer fuerza para sacar esta situación adelante.

En lo personal, ¿le afectó la marcha de Cúper, un técnico que apostó mucho por usted?

Un poco nos afectó a todos, no sólo por la situación que estábamos viviendo, sino por lo que era como persona. Habían sido, tanto él como su cuerpo técnico, personas que apostaron por un club y unos jugadores que creían que la situación se podía sacar adelante. Pero bueno, una lástima. Creo que tenemos que pensar en el futuro, más allá de quien venga o si siguen los que están; nosotros tenemos que seguir por la misma senda como la del partido ante el Villarreal.

¿Cree que con Cúper sepodía haber sacado al equipo del descenso?

No sé, es complicado decirlo pero creo que sí. El equipo, viéndose último, había tocado fondo y se concienció de la situación en la que estaba. Ahora es fácil decir que logramos ganar porque se fue Cúper, pero creo que con Héctor también se hubiera podido conseguir una victoria.

¿Le gustaría que continuara al frente del Racing el actual cuerpo técnico interino hasta el final o cree que es necesario fichar a un entrenador con más experiencia?

No lo sé. Eso lo dirán y decidirán todos los que mandan... Nosotros tenemos que centrarnos en trabajar sin valorar si los actuales entrenadores se quedan o se van. Tenemos que saber que hay que trabajar al máximo y seguir por esta misma línea para sacar al equipo de la zona peligrosa. Venga quien venga, repito que tenemos que estar mentalizados de que todos los partidos que nos quedan van a ser finales.