Camino a la historia

Celtic 0 - Atlético 1 | La intrahistoria

Camino a la historia

Camino a la historia

Cumplido. El Atlético está ya en la siguiente ronda de la Europa League, un torneo en el que el club tiene depositadas muchas esperanzas. No anda sobrado el Atlético de buenas noticias y ésta lo es. El grupo rojiblanco no era nada fácil. No había grandescampeones, pero ninguno resultaba una perita en dulce. Que el Atlético haya cerrado ya su pase habla de que en competición europea ha hecho las cosas bien. Además, en un estadio mítico, en un campo de un conjunto histórico, logró su primera victoria de la temporada, a excepción de la previa de esta Europa League, fuera de casa. El escenario escocés y la ocasión lo merecían.

Antecedentes. En tres eliminatorias se ha enfrentado el Celtic al Atlético. Y el conjunto escocés no ha sido capaz de ganarle un partido a los rojiblancos. En seis encuentros ni un triunfo. En la temporada 73-74 ya sabemos lo que pasó y los veteranos del Atlético ya comentaron en AS lo vivido en la batalla de Glasgow. Aquel año el Atlético jugó la final de la Copa de Europa. En la campaña 85-86, los rojiblancos también jugaron ante el Celtic. Se produjo un empate a uno en Madrid, y los colchoneros ganaron 1-2 en Celtic Park a puerta cerrada. Los del Manzanares disputaron la final de la Recopa. Según esto el Atlético estaría llamado a disputar la gran final de la Europa League en Bucarest. De momento, bueno es que el Atleti le tenga tomada la medida a uno de los históricos del fútbol europeo.

El fútbol. Vivir un partido en las islas el algo diferente y especial. Hay una serie de tradiciones y de ritos que uno contempla con admiración. Cuando sale el equipo local el estadio ruge con sus jugadores. Y la gente se vuelve loca cantando el himno. Distinto de otros sitios donde se canta la ópera. Aquí existe un enorme respeto por el fútbol y el rival. Ya el día anterior nos dijeron que no había ningún peligro por lo que pasó hace más de 30 años. Fútbol en estado puro. Aunque no faltan las pancartas como la de un toro embistiendo de un torero rojiblanco que mostraron los seguidores más fanáticos del Celtic.

Los atléticos. El Atlético unió a muchos seguidores no sólo de Escocia sino también de Inglaterra. Un par de horas antes de que el equipo saliera de su hotel de concentración, el lugar hervía. A nadie le importaba el frío ni la lluvia que arreciaban en Glasgow. Llegaron seguidores de Edinburgo, de Aberdeen, de los alrededores de Glasgow... Mientras en España muchos no hacen más que protestar y protestar y seguro que hoy le quitarán mérito a la victoria rojiblanca, otros muchos luchan y se dejan el alma para ver y hacer al Atlético más grande. Cuando el equipo salió hacia el estadio se encontró con un centenar de hinchas que hicieron el pasillo a los jugadores. El camino estaba allanado. En Celtic Park, el Atlético, coreado por 400 aficionados, quiere empezar a sentirse grande de nuevo.