El Racing se estrena y agrava la crisis del Betis

LIGA BBVA | RACING 1 - BETIS 0

El Racing se estrena y agrava la crisis del Betis

El Racing se estrena y agrava la crisis del Betis

JUAN MANUEL SERRANO ARCE

El Racing de Santander logró su primera victoria de la temporada e infligió así al Betis su sexta derrota consecutiva, con un gol de penalti marcado por el uruguayo Christian Stuani.

El Racing de Santander logró su primera victoria de la temporada e infligió así al Betis su sexta derrota consecutiva, con un gol de penalti marcado por el uruguayo Christian Stuani cuando apenas llevaba un minuto sobre el terreno de juego.

La presencia de Isidoro en el lateral derecho y la del joven canterano Pozuelo en la línea atacante, fueron las principales novedades que presentó Pepe Mel, técnico del Betis, en su visita a un Racing que mantuvo el mismo equipo con el que empató en el estadio del Sevilla, con el único cambio de Munitis por Cisma en la banda izquierda.

Con estos mimbres saltaron al terreno de juego dos equipos en horas bajas; el Racing en busca de su primera victoria de la temporada y el Betis con cinco derrotas consecutivas después de un fulgurante inicio de campaña.

Hasta que dio comienzo el partido la atención se centró en el palco, que estuvo presidido por José Antonio González, uno de los miembros del consejo de administración del Racing que el viernes dimitió en pleno, junto con su presidente, Francisco Pernía.

Así la afición pudo guardar las pancartas que tenía preparadas para exigir a Pernía que abandonara el cargo y se evitó el ambiente de crispación que venía fraguándose en los últimos días contra los gestores del club. Comenzó mandando el Betis con buenas y rápidas circulaciones de balón para superar con facilidad la deslavazada presión del Racing, que al menos se defendía con orden en las proximidades de su área.

Un cuarto de hora duró el dominio inicial de los béticos y partir de ahí minutos de ''centrocampismo'', con los dos equipos imprecisos en los pases. Pero fue en esta fase del partido cuando se produjo la más clara ocasión del Betis, al disparar Pozuelo desde la frontal del área estrellando el balón en la cruceta.

El partido se animó y en apenas cinco minutos se sucedieron cuatro claras oportunidades. Las dos primeras del Betis, con un disparo de Beñat que despejó de puños Toño y en un saque de esquina que peinó Ustariz al larguero.

Y, a continuación, Adrián puso a prueba a Castro culminando una buena triangulación con Munitis y Cisma. En el consiguiente saque de esquina el central Marc Torrejón picó el balón de cabeza y el esférico fue repelido por la madera.

Ya en la segunda parte, el Betis estuvo a punto de marcar en un saque de falta muy lejano, lanzado por Beñat, que se cerró hacia puerta. Toño reculó y al parar el balón sobre la raya de gol tuvo que soltarlo en corto para no introducirse con él en la portería, pero ninguno de los béticos estuvo atento al remate.

En el minutos 62 Stuani entró en el campo por Nahuelpan y no pudo hacerlo con mejor pie, porque segundos después el uruguayo fue derribado dentro del área, tras recibir un pase vertical de Adrián. El propio Stuani se encargó de transformar la pena máxima.

Hasta el final el Betis se vació en ataque, pero, aunque el Racing estuvo blando en algunos de sus despejes, pecó de exceso de precipitación en el último pase y de falta de puntería en sus remates. El más claro lo firmó Montero, en el tiempo añadido, solo ante Toño, que despejó su disparo a bocajarro.