La siesta del emperador

Liga BBVA | Real Sociedad 2 - Barcelona 2

La siesta del emperador

La siesta del emperador

AMAIA ZABALO

El Barça se deja remontar un 0-2 y acaba sufriendo

La denostada Liga volvió a la vida en Anoeta gracias a dos suicidios ejemplares. El primero lo protagonizó la Real Sociedad en los inicios del partido, que con una defensa adelantada facilitó que la segunda línea del Barça entrara en su área como cuchillo en mantequilla. El resultado de tal temeridad fue un 0-2 a los 11 minutos gracias a dos apariciones de Xavi y Fàbregas.

Parecía que el partido estaba más que archivado y sólo cabía esperar a la próxima jornada. Pero al suicidio inicial de la Real respondió el Barcelona con otro no menos lacerante. Desde que Cesc marcó el segundo, la modorra se fue apoderando del Barça y a la salida del vestuario tras el descanso, la caraja era monumental. Una siesta suicida.

Si los de Guardiola acabaron la primera parte con la cabeza en otro sitio, la segunda la empezaron sin cabeza, sin piernas y sin Alexis, que se fue lesionado al banco. Y a partir de ahí, una Real heroica, que ante el portaviones barcelonista ofrecía una trainera tripulada por bravos marineros, les remontó el encuentro en dos minutos. Primero tras una jugada en la que se volvió a demostrar que este equipo sigue teniendo una vía de agua en el centro de la defensa. Fontàs y Busquets sufrieron mucho más de lo aceptable en Anoeta y la prueba fue el primer gol de Imanol Agirretxe.

Cuando aún se estaban preguntando los jugadores del Barça qué había pasado, Villa cometió un error nefasto al retrasar un balón que habilitó de nuevo a Agirretxe. Una asistencia que ni Xavi, oigan, y el delantero vasco se plantó ante Valdés, le superó, disparó a gol y Busquets desvió el balón con la mano, que dio en el larguero. El rechace lo empujó a la red Griezmann ante el atolondramiento general del resto de la zaga.

Olvido.

Esos dos zarpazos abrían un nuevo partido que dejaban en el más absoluto de los olvidos el recital que había dado el Barça a ratos en el primer cuarto de partido, donde parecía que la visita a San Sebastián era poco menos que para tomar unos potes y unos pintxos. No contaron con que de grandes cenas, las tumbas están llenas.

Con el empate a dos salió de la tumba un Barça que parecía estar enterrado bajo siete capas de hormigón. Pero esto de volver al curro tras visitar pintorescos países y jugar contra selecciones facilonas parece que sigue siendo una asignatura pendiente para los culés.

Guardiola apeló al séptimo de caballería para tratar de salvar la situación e hizo entrar en el campo a Messi y a Iniesta. Pero la Real ya se había hecho dueña de la situación. En menos de una hora había pasado de osito de peluche en manos del Barça a la peor pesadilla de su siesta de verano.

El detalle: Alexis, baja de 6 a 8 semanas

Alexis Sánchez se tuvo que retirar del terreno de juego en el 31' tras una entrada por detrás de Estrada. Ésta le provocó una rotura en los isquiotibiales de la pierna derecha, que le mantendrá entre seis y ocho semanas de baja.