Carlos Bellvis espera poder viajar a Tarragona

Liga Adelante | Tenerife

Carlos Bellvis espera poder viajar a Tarragona

Carlos Bellvis espera poder viajar a Tarragona

La sanción a Beranger podría otorgarle una oportunidad

Curiosidad o capricho, pero la última vez que Bellvis jugó un partido al completo fue ante el Nàstic en el Heliodoro. Al mismo rival visitan ahora con la única premisa de regresar con tres puntos. "Es un partido súper importante", reconoció el futbolista "porque sabemos que si ganamos allí estaremos más cerca de salir y veremos más la luz". El optimismo del valenciano es tal que cree que el próximo encuentro en casa (ante el Huesca) "lo ganaremos y desde luego que así nos podemos salvar".

Es que a su presente personal se une el del grupo por lo que la temporada se le está haciendo pesada al futbolista. "Es difícil de llevar por todo", admitió, "el equipo no está en una buena situación y el no jugar te hace estar decaído, pero con la ilusión de tener una mínima oportunidad", aseguró. Desde su llegada, sólo ha disputado 23 partidos oficiales y, como el Tenerife, busca mejorar sus registros en Tarragona

Ni siquiera la llegada de un nuevo entrenador cambió su dinámica particular y lo que es peor, ni la ausencia de su competidor en el puesto le ha permitido hacerse con un hueco. Así vive Carlos Bellvis, quien esta semana podría tener alguna chance por la sanción federativa de Beranger. Sin embargo, eso tampoco es garantía porque ante el Córdoba no jugó y él ni fue citado.

"Han habido semanas en las que pude entrar, pero de momento veo la oportunidad de por lo menos viajar, no digo de jugar", dijo resignado el valenciano, quien con Tapia sólo ha jugado 47 minutos ante el Girona. Aquel día fue reemplazado por Luis García y desde entonces ya suma nueve jornadas fuera de la lista.

"Esta semana hace falta y puede ser que tenga opciones por lo que tengo muchas ganas" confesó el lateral zurdo quien, también admitió que de no ir a Tarragona "sería una desilusión y como no está 'el francés' como yo le llamo, me gustaría al menos ir convocado y sentirme un poco del equipo y aportar algo".

Bellvis confesó no entender esta situación, que comparte con Aitor Núñez, Prieto e Iriome. "Formamos parte del equipo y quedarse fuera los mismos no es plato de buen gusto, pero manda el entrenador y hay que trabajar bien para que algún día cambie de opinión", finalizó.