Competición
  • Premier League
  • Serie A
Premier League
Serie A

Rusia adoptará en 2012 el calendario otoño-primavera

ELECCIÓN SEDE MUNDIAL 2018

Rusia adoptará en 2012 el calendario otoño-primavera

A partir del verano de 2012, la liga rusa se disputará como en otros países del centro y sur del continente europeo e incluirá un parón invernal, cuya extensión aún no ha sido confirmada.

Rusia , que fue elegida hoy organizador del Mundial 2018 , adoptará en 2012 el calendario otoño-primavera vigente en la mayoría de países europeos, en un intento de acabar con su aislamiento futbolístico. Así lo decidió recientemente la Unión de Fútbol de Rusia (UFR), por lo que el próximo campeonato de liga será un torneo de transición que se prolongará durante un año y medio, entre marzo de 2011 primera mitad de 2012.

A partir del verano de 2012, la liga rusa se disputará como en otros países del centro y sur del continente europeo e incluirá un parón invernal, cuya extensión aún no ha sido confirmada. Hasta ahora, el campeonato ruso se disputaba de marzo a noviembre para evitar la disputa de partidos durante el crudo invierno, cuando las temperaturas son muy bajas y los campos están cubiertos por un manto de nieve.

Los clubes punteros del país se habían mostrado hace años dispuestos a dar ese paso, aduciendo que el actual calendario les perjudica a la hora de disputar las competiciones europeas. En cambio, el sindicato de futbolistas y entrenadores se mostró en contra de adoptar la próxima temporada el calendario europeo, al considerarlo "precipitado". El nuevo presidente de la UFR, Serguéi Fursenko, adelantó su intención de aplicar el sistema europeo en todas las categorías del fútbol nacional tras asumir el cargo a principios de este año.

Para ello, Rusia se propone construir entre diez y veinte estadios con césped artificial con el fin de permitir la disputa de partidos en invierno y también para acoger el Mundial en 2018. Fursenko considera que el cambio del calendario es condición indispensable si Rusia quiere convertirse en una potencia futbolística que aspira a ganar una Copa Mundial. El general invierno suele jugar del lado de los clubes rusos durante las competiciones europeas, ya que los equipos del sur de Europa no están habituados a jugar bajo cero y en campos nevados.

No obstante, la UFR considera que el calendario perjudica al equipo nacional, que llega fuera de forma a los torneos internacionales. De hecho, con la salvedad de la Eurocopa 2008, en la que Rusia alcanzó las semifinales tras eliminar a Holanda, la selección nacional no se clasificó ni para el Mundial de Alemania 2006, ni para Sudáfrica 2010 y fue eliminada en la primera fase de Corea y Japón 2002.

Los anteriores intentos de adoptar el calendario invernal datan de tiempos de la Unión Soviética -1936 y 1976- y concluyeron en fracaso debido a las duras condiciones meteorológicas y la falta de infraestructuras. Precisamente, Valeri Lovanovski, el seleccionador de la URSS en los años 80 y 90, y del Dinamo de Kiev y Ucrania tras la independencia, fue el principal valedor del cambio al calendario invernal, pero las autoridades soviéticas ignoraron su criterio.