Competición
  • Champions League
  • Mundial de Clubes

"Lotina no me engañó, me dijo lo que había"

Pablo Álvarez

"Lotina no me engañó, me dijo lo que había"

Pablo Álvarez marcó ante el Málaga su primer gol de la temporada. Ahora espera ganar algo de protagonismo.

¿Le hacía falta un gol como el que consiguió el domingo contra el Málaga?

Sí. Anímicamente me viene bien, me da más confianza. Fue una alegría importante. Desde enero no marcaba y también fue un gol emotivo, el día de la lesión de Filipe.

Se lo brindó a los que siempre estuvieron con usted.

Sí, a mi novia, a mi padre, a mis amigos... Era para ellos. Cuando juego poco, lo paso mal y ellos también conmigo.

¿Tanto sufre si no juega?

Nos pasa a todos. Yo no soy ninguna excepción. Todos los futbolistas queremos jugar lo máximo posible. Aunque pienses en el equipo, que es lo más importante, siempre piensas también un poco individualmente. Quieres ayudar y si no estás en el campo, lo pasas mal.

Hace dos semanas hubo cierto revuelo por unas declaraciones suyas en las que decía que sintió más confianza en otros equipos que en el Deportivo.

Sí, pero eso no era una protesta. En ningún momento me quejé. Me preguntaron y respondí lo que pensaba, que era la realidad. Es algo que había hablado con el entrenador antes de que se acabara agosto. Me dijo lo que había, que tenía mucha gente de banda y que en principio partía con menos posibilidades. No me engañó.

Cuando Lotina le dijo aquello, ¿no pensó en irse?

Me dijo que si quería irme, tendría facilidades, pero era un momento en el que quedaban pocos días para que se cerrara el mercado y los equipos estaban hechos. Se miró lo que había, tuve un par de oportunidades, pero no salieron. Le dije al entrenador que si me quedaba iba a ser para luchar como el que más para jugar y que iba a entrenarme a muerte pasara lo que pasara.

Ya pensando en enero, ¿se plantea una posible salida?

Ahora mismo no me planteo nada, sólo quiero trabajar. Mi futuro depende del Deportivo y ya se verá lo que pasa.

Después de ver la interpretación que se hizo de sus palabras, ¿se llegó a arrepentir?

No me arrepiento de lo que dije. Lo comenté con respeto, con educación y sin ánimo de buscar ninguna polémica. Si se malinterpretó y alguien pensó que me estaba quejando, creo que no fue culpa mía. Yo siempre respeto el trabajo de los entrenadores.

Lo cierto es que los datos demuestran que en otros equipos tuvo bastante más continuidad.

Son realidades. Es verdad que sólo estuve en dos equipos aparte del Deportivo y siempre tuvieron mucha confianza en mí. Ahora me toca la otra cara de la moneda y hay que ser profesionales. Hay que estar a las duras y a las maduras. Yo trabajo para intentar que cambie la situación.

¿Piensa que el tanto contra el Málaga le servirá para coger más peso en el equipo?

No sé si va a cambiar la situación, pero voy a seguir luchando igual. Estoy contento con el rendimiento que estoy dando. El tiempo que he jugado me he sentido muy bien. Me siento con confianza, pienso que hice bien las cosas y aparte coincidió con buenos resultados. Lo que pasa es que marcas y parece que la cosa cambia. El fútbol es así y mandan los goles.

¿Cómo respira el vestuario ahora que todo ha mejorado?

No es que estemos jugando excesivamente bien, pero tenemos otra confianza. El equipo tiene otra alegría, por así decirlo, aunque todavía tenemos muchísimo que mejorar.

¿En qué aspectos?

Tenemos que jugar mejor, más en diagonal, llevar el balón de un lado a otro, tener más posesión y no depender tanto como ahora de las jugadas de estrategia.

¿La visita a Santander le trae viejos recuerdos?

Sí. Pasé cinco meses increíbles en el Racing y conseguimos hacer la mejor temporada en la historia del club. Fue un paso adelante en mi carrera y siempre les estaré agradecidos. En Santander disfruté muchísimo y es el sitio en el que me empecé a sentir jugador de Primera.

Y alguna vez estuvo a punto de volver al Racing...

Sí. Siempre estuvo esa posibilidad abierta y es algo que también agradezco, pero el Deportivo también ha sido siempre un gran reto personal y jugar en este equipo es muy importante para mí.